Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama pide un cambio de "actitud" ante el control de armas

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, habla sobre el control de armasReuters

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha pedido un "cambio de actitud" ante el control de armas con el objetivo de poner fin a sucesos como el de la matanza de Charleston. Obama asegura que el Congreso, que está en manos de los republicanos, hace difícil que se puedan hacer cambios en este sentido, y pide que se movilice a la opinión pública para lograr que los republicanos cambien de parecer. Obama ha asegurado que el racismo, posible causa de este suceso trágico, continúa siendo "una lacra que tenemos que combatir".

El presidente estadounidense, Barack Obama, ha hecho un llamamiento a un "cambio de actitud" y a un debate nacional sobre el control de armas para poner fin a los sucesos trágicos como el de Charleston esta semana, cuando un joven asesinó a tiros a nueve personas en una iglesia. "Necesitamos un cambio de actitud", ha afirmado Obama durante su discurso con motivo de la Conferencia Anual de Alcaldes de Estados Unidos, que ha tenido lugar en San Francisco.
El mandatario ha afirmado que el país está "impactado y desconsolado" ante lo sucedido en Charleston. Obama ya hizo un llamamiento directo para un mayor control de armas al día siguiente del trágico suceso, aunque reconoció que el actual Congreso, en manos de los republicanos, hace difícil aprobar cambios significativos en este sentido.
Sin embargo, el mandatario ha vuelto a insistir este viernes en la necesidad de avances. "Tenemos que movilizar a la opinión pública", ha afirmado. "Tenemos que transmitir un sentido de urgencia. En última instancia, el Congreso seguirá a la población", ha explicado.
El presidente ha afirmado que la falta de acción por parte del Gobierno no puede ser una excusa para ignorar el problema de las armas, que ha causado la muerte de 11.000 personas en el año 2013, según ha informado la cadena CNN. "Me niego a actuar como si fuera normal o fingir que es suficiente simplemente llorar y que cualquier mención de que hagamos algo para pararlo es politizar de alguna forma el problema", ha advertido.
Problema de racismo
Por otro lado, Obama también ha hecho en su discurso referencia a las motivaciones racistas de Dylan Roof, autor confeso de la masacre que gritó que había acudido a la iglesia a "disparar a negros".
"Las motivaciones aparentes del responsable nos recuerdan que el racismo continúa siendo una lacra que tenemos que combatir", ha afirmado. "Hemos hecho grandes progresos, pero tenemos que permanecer vigilantes porque todavía persiste", ha subrayado.