Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Maza expone las últimas actuaciones de Anticorrupción frente a los que acusan a Moix de proteger al Gobierno

Rechaza que la Fiscalía deba sufrir merma por "sospechas injustas" y niega la existencia de arbitrariedad en su actuación
El fiscal general del Estado, José Manuel Maza, ha expuesto este miércoles durante su comparecencia ante la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados las últimas actuaciones de Anticorrupción -- como la presentación de las querellas por los "casos Mercamadrid" y contra la trama eólica en Castilla y León, o las diferentes decisiones que han llevado a la investigación de más de 60 personas en la 'Operación Lezo', que afectan a cargos del PP-- como "hechos" frente a quienes acusan al fiscal jefe Anticorrupción, Manuel Moix, de determinadas "maniobras" tendentes a evitar investigar delitos cometidos por personas del partido en el Gobierno.
"No hay un solo dato objetivo, concluyente y al margen de elucubraciones, sobre hechos de corrupción, que se haya visto paralizado" bajo el mandato de Moix, ha dicho Maza, que ha destacado también la brevedad del mismo, ya que fue nombrado hace tan sólo dos meses. "Comparto su visión de hacia dónde debe ir la Fiscalía", ha añadido.
Maza se ha mostrado así de contundente durante una declaración inicial ante los diputados, que solicitaron su comparecencia para explicar las distintas polémicas que han salpicado en las últimas semanas a la Fiscalía Anticorrupción y a su propia gestión al frente de la Fiscalía General del Estado. Sobre el caso "Lezo", ha señalado que las decisiones adoptadas por este departamento vienen a confirmar la independencia y determinación del mismo.
El fiscal general del Estado ha defendido firmemente al jefe Anticorrupción y al Ministerio Público en general y ha rechazado que deba sufrir merma alguna "en el concpeto público" por la existencia de "sospechas injustas". Niega igualmente la existencia de arbitrariedades por los fiscales, de los que ha destacado su "respeto absoluto a la legalidad".
(((HABRÁ AMPLIACIÓN)))