Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bárcenas confiesa a El Mundo la trama de financiación ilegal del PP

El periódico El Mundo publica este domingo una larga conversación entre Luis Bárcenas y el director del periódico, Pedro J. Ramírez, en el que el extesorero del PP, pocos días antes de ingresar en prisión, explica que durante “al menos los últimos 20 años el PP ha estado financiándose de forma ilegal, recibiendo donaciones en metálico de constructores y otros empresarios que a su vez obtenían adjudicaciones o contratos de las administraciones gobernadas por el partido”.

El artículo relata conversaciones de Bárcenas con el presidente Rajoy en las que el extesorero señala directamente a la secretaria general María Dolores de Cospedal. El extesorero recuerda que literalmente le dijo a Rajoy “¡Me están machando!¡O le paras los pies a esa tía o te quedas sin secretaria general!”. Y añade que le dejó claro al presidente del Gobierno que “la única irregularidad que yo he cometido en estos años, en esta casa [el PP], ha sido por esta señora”. Según relata el periódico, “ante el estupor de Arenas y Rajoy, Bárcenas describió entonces el cobro de una comisión de 200.000 euros por encargo del PP de Castilla- La Mancha a cambio de la adjudicación de una contrata municipal en Toledo a una empresa de construcción y servicios cuyo polémico presidente aparece en la lista de donantes del partido”.
Ante esta declaración, según relata Pedro J. Ramírez refiriendo las palabras de Bárcenas, “Rajoy se echó literalmente las manos a la cabeza y –siempre según los recuerdos del extesorero- exclamó: “¡Por Dios, Luis cómo puedes tener esos papeles!”. Sin embargo, el presidente promete que no le dejarán solo.
Según El Mundo, Bárcenas explica que “el dinero se entregaba en bolsas, maletines o maletas en el despacho del tesorero Álvaro Lapuerta en la calle Génova y en presencia de Bárcenas, en calidad de gerente. Ambos contaban los billetes y los metían en la caja fuerte, bromeando a menudo sobre si se fiaban el uno del otro o no. Cuando el donante abandonaba el despacho, Lapuerta extraía de la cartera de mano una tarjeta de visita y en el reverso escribía con letra diminuta el nombre y la cuantía de la entrega. Bárcenas hacía otro tanto en un libro de caja con sus correspondientes renglones”.
El extesorero asegura que “parte del dinero entregado se ingresaba en las cuentas bancarias del partido, parte se destinaba a pagar en negro el sobrecoste de las campañas electorales para eludir la fiscalización del Tribunal de Cuentas y otra parte se quedaba en la caja fuerte y era utilizado para otros fines. Según Bárcenas, el principal y más recurrente era el pago trimestral de sobresueldos en metálico al presidente, el secretario general y vicesecretarios del partido", informa El Mundo.
El artículo termina con una advertencia referida por Pedro J. Ramírez: "Bárcenas me contó que lo hasta ahora publicado no es sino una pequeña parte de la documentación que obra en su poder. Mayor aún sería la trascendencia, de acuerdo con su versión, de otros documentos y discos duros que probarían la sistemática financiación ilegal de las campañas del partido".
Según El Mundo, Bárcenas cree que la divulgación de esos documentos “haría caer al Gobierno”, pero considera que, “en las actuales circunstancias lo último que le conviene a España es que caiga este Gobierno”.