Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La nueva Ley de Seguridad Privada "consolidará" un sector "en pleno crecimiento"

El secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, ha justificado este miércoles la aprobación de una nueva Ley de Seguridad Privada al afirmar que uno de sus objetivos principales es "ayudar a que se consolide un sector económico" que, a pesar de las dificultades que ha sufrido a causa de la crisis en los últimos años, está "en pleno crecimiento".

Para lograr este objetivo, ha explicado Martínez, el proyecto de ley, que actualmente se encuentra tramitación parlamentaria, propone un nuevo "marco legal sólido" para un "servicio público esencial", como es el de la seguridad.
"Lo que no debemos hacer en el ámbito de la seguridad es tomar falsos atajos o ir trampeando. Por eso, si no hay seriedad y adaptación a los nuevos tiempos, todo el sector lo sufrirá", ha remarcado durante la ceremonia de entrega de los Trofeos de la Seguridad que patrocina la revista Seguritecnia, a la que han acudido decenas de representantes del sector.
De este modo, el secretario de Estado ha subrayado que la nueva ley "quiere ayudar a que se consolide un sector económico que da empleo a cerca de 90.000 personas, agrupa a más de 1.500 empresas y factura más de 3.600 millones de euros anuales".
"Hablamos de un servicio público esencial, que es el de la seguridad. Está en juego el bienestar de los ciudadanos, la protección de personas y bienes, la garantía última de derechos tan importantes como la intimidad, la privacidad o la inviolabilidad del domicilio", ha apuntado.
Coordinación entre lo público y lo privado
Según el secretario de Estado, todos estos objetivos para garantizar la seguridad de los ciudadanos suponen una "meta lo suficientemente ambiciosa" para que los poderes públicos puedan actuar solos, de ahí que, a su juicio, sea "necesaria" la coordinación con el sector privado.
Así pues, ha garantizado ante los representantes de este sector que el Gobierno les "tiende la mano para que la colaboración redunde en beneficio de todos y para escuchar en todo momento las inquietudes del sector y acompañarles en el crecimiento, en la creación de empleo e incluso en aventuras tan necesarias como la internacionalización empresarial".
"España es un país seguro, con un sector de la seguridad próspero, y estos factores llevarán a que nuestras empresas puedan exportar soluciones de seguridad a otros mercados. Sepan que en esa salida al exterior pueden y deben contar con el respaldo del Ministerio del Interior", ha indicado.
Iincluidas las sugerencias del sector
Por su parte, el presidente del Consejo Asesor de Seguritecnia, Miguel Ángel Fernández Roncaño, ha agradecido al Gobierno la elaboración de una nueva Ley de Seguridad Privada porque en su redacción "ha cumplido lo que prometió", adaptando la norma ya existente a "los nuevos tiempos".
Además, ha valorado que en la elaboración del proyecto el ministerio que dirige Jorge Fernández Díaz haya tenido en cuenta "muchas de las sugerencias" que el propio sector aportó, de ahí que haya afirmado que la nueva ley les da "esperanzas para desarrollar nuevas ideas y nuevos campos en los que trabajar".