Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Juzgan mañana al exmilitar gallego acusado de yihadismo que plantó al tribunal dos veces

El procesado ya fue absuelto por hechos similares tras un juicio que igualmente se tuvo que aplazar al no comparecer ante el tribunal
La Audiencia Nacional juzga este martes al exmilitar gallego Octavio Miguel Cadelo, acusado de enaltecer el terrorismo yihadista, después de que no se presentara a la vista del pasado 21 de junio. Se trata de la segunda ocasión en la que el acusado planta al tribunal ya que igualmente no se presentó a un anterior juicio, por hechos similiares, del que cuando se celebró salió absuelto.
En esta ocasión la Fiscalía le acusa de publicar en sus perfiles de redes sociales comentarios y vídeos en los que mostraba su animadversión a los homenajes recibidos por la víctima de ETA Miguel Ángel Blanco y ensalzaba el terrorismo yihadista.
El fiscal del caso solicita dos años y ocho meses de cárcel y diez de inhabilitación absoluta para el exmilitar por delito de enaltecimiento del terrorismo en relación a dichos contenidos publicados en mayo de 2016. En concreto se refiere a un vídeo de seis minutos de duración subido a Youtube en el que califica de "vergonzoso" que se le dedicara una calle a Blanco.
En la grabación aseguraba que le parecía una "aberración" el asesinato del concejal de Ermua (País Vasco) pero que le importaba "un rábano" porque era un "pepero de mierda". "¿Qué diferencia hay entre que lo hubiera matado ETA o se hubiese muerto de un accidente de moto? A mi me la suda porque el tipo era un pepero y estaría por ahí pidiendo mi cabeza", añade.
Además el fiscal se hace eco de la difusión de contenido "claramente laudatorio y propagandístico de las ideas y actividades relacionadas con organizaciones terroristas de carácter yihadista", como es la publicación de un vídeo en el que se observa el emblema del Estado Islámico y aparecen varios yihadistas participando en un acto de juramento al califato.
Igualmente insertó un archivo de vídeo titulado 'Camisetas del Estado Islámico' que enlazaban con la página web RPG-7 en la que se informa del cambio de local y se ofrece la venta de camisetas serigrafiadas con los emblemas y anagramas de organizaciones terroristas como Al Qaeda, el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás), el partido-milicia chií Hezbolá, o el grupo armado peruano Sendero Luminoso.
ABSUELTO POR HECHOS SIMILARES
Por hechos similares el militar fue juzgado en octubre del año pasado. En esa ocasión el juicio estaba previsto para el mes de julio pero se aplazó hasta septiembre porque tampoco se presentó en las dependencias judiciales, motivo por el cual se ordenó, a petición del Ministerio Público, su ingreso en prisión.
El militar fue juzgado por difundir igualmente contenidos que ensalzaban el Estado Islámico en los que hacía referencia a decapitaciones por parte del mismo y por vender camisetas con imágenes del DAESH.
La Sección Segunda de la Sala de lo Penal le absolvió por estos hechos --ocurridos en 2015-- si bien la presidenta del tribunal Concepción Espejel, emitió un voto en contra ya que no compartió que los comentarios e imágenes difundidos en Facebook fueran "meras apreciaciones o críticas" sino hechos constitutivos de delito.
Su absolución fue confirmada en marzo de este mismo año por el Tribunal Supremo al entender que los textos publicados por Cadelo en Facebook no tenían un sentido "unívoco e inequívocamente delictivos" para ser condenado por enaltecimiento del terrorismo. Y destacó que hay conductas que pueden ser consideradas "teñidas de una ambigüedad que las sitúa en el límite externo de lo punible".