Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Irene Lozano evita pedir disculpas por sus críticas al PSOE

Irene LozanoEFE

La exdiputada de UPyD y 'número cuatro' del PSOE por Madrid, Irene Lozano, ha evitado pedir disculpas por las críticas que ha hecho en los últimos años a los socialistas y ha destacado que "el hecho" de que el partido de Pedro Sánchez "quiera incluir generosamente a independendientes" como ella "es un síntoma de cómo están cambiando las cosas en el PSOE".

Lozano ha hecho estas declaraciones al llegar al Estadio Magariños, donde este domingo el aspirante del PSOE a la Presidencia del Gobierno presenta a sus candidatos para las próximas elecciones generales. La exdiputada magenta ha llegado acompañada de la secretaria general del PSOE de Madrid, Sara Hernández, y sus compañeros en los diez primeros puestos de la listas, a excepción del número siete, Eduardo Madina, que no ha entrado por la misma puerta y hasta ahora ha evitado hablar del fichaje de Pedro Sánchez .
La exdiputada de Rosa Díez ha dado las gracias a todos los militantes que, según ha dicho, le han trasladado su "alegría" por incorporarse a la candidatura del PSOE y ha asegurado ser "muy tolerante con las críticas", consciente de que existen "distintos puntos de vista".
Dicho esto, y cuando se le ha preguntado si va a pedir disculpas, como han pedido algunos socialistas, como el presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, Lozano ha evitado hacer un pronunciamiento en este sentido. "El hecho de que se quiera incluir generosamente a independientes como yo es un síntoma de cómo están cambiando las cosas en el PSOE, estoy convencídisima", ha dicho.
Además, ha subrayado que ella ha sido "muy beligerante en los temas de corrupción y de calidad democrática" y cree que "los militantes socialistas son igual de beligerantes" que ella en estos asuntos.