Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Iglesias dice confiar en que Errejón no pretenda "que Podemos se parezca al PSOE"

Recuerda a su número dos que el portavoz parlamentario es él, así que no cree que esté poniendo en duda la iniciativa de Podemos en el Congreso
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha dicho este viernes que espera que su 'número dos' Íñigo Errejón, no pretenda convertir a Podemos en algo parecido al PSOE. "No quiero que mi partido se parezca al PSOE, y no creo que ningún compañero, o la corriente de Íñigo (Errejón) y Tania (Sánchez) quieran que se parezca al PSOE".
Con estas palabras, Iglesias ha evitado lanzar directamente esa acusación contra los 'errejonistas', pese a que pocos minutos antes ha advertido de que algunas de sus propuestas, y en concreto limitar el poder del secretario general para convocar consultas, sería "un error" como se vio con el PSOE, ya que si su ex secretario general, Pedro Sánchez, hubiera podido consultar a las bases, "no estaría gobernando el PP".
En la misma línea, ha avisado de que Podemos no puede ser un partido que se reparta "como una tarta" entre familias o que haya sectores que pidan "cuotas" o "liberados", porque precisamente eso es lo que ha hecho "débil". "Hay quien dice que Podemos tiene que ser una tarta y un modelo de familias como el PSOE, yo lo respeto, pero creo que al PSOE le va bastante mal", ha añadido, en una entrevista en la Cadena Ser, recogida por Europa Press.
También ha insistido en que "otros compañeros", de nuevo sin citar, tienen "una visión más tradicional de las instituciones" y creen que "parecerse a los partidos viejos normaliza a Podemos y eso es bueno", mientras que él cree que Podemos debe llevar al Parlamento las iniciativas de la sociedad civil, que es quien tiene "buena parte de las mejores propuestas".
Iglesias ha rechazado la tesis de Errejón de que Podemos está perdiendo iniciativa política en las instituciones, y una vez más ha usado la fórmula de decir que no cree que su compañero de partido "comparta el argumentario del PSOE" de que son los socialistas quienes están llevando la voz cantante. "Jamás Errejón diría algo así", ha dicho.
Es más, ha recordado que el portavoz parlamentario de Unidos Podemos es el propio Errejón, de manera que eso sería decir que "se está equivocando y dejando la iniciativa de otro partido".
En cualquier caso, ha negado la mayor porque, a su juicio, cuando PP y PSOE acordaron una subida del salario mínimo, aunque fuese "atrincherándose fuera del Parlamento", estaban reconociendo que es Podemos quien lleva la iniciativa político, porque fue su partido quien llevó antes el asunto al Pleno.
"HACEMOS LAS COSAS MUY BIEN EN EL PARLAMENTO"
"Hemos demostrado que hacemos las cosas muy bien en el Parlamento", ha opinado, añadiendo que "la gente quedó muy satisfecha" de cómo interrogaron a la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, por el Yak 42.
En pleno debate sobre el modelo y el rumbo del partido ante el Congreso de Vistalegre, ha asegurado que él seguirá trabajando por el acuerdo y que, si no lo hay, en caso de que su equipo sea el más votado él intentará integrar a todo el mundo.
De entrada, ha afirmado que a él le gustaría que Errejón siga siendo portavoz parlamentario después de Vistalegre, aunque ha recordado que la decisión la tomará el Consejo Ciudadano. "Tiene que tener un papel tan relevante como el que tiene ahora", ha dicho después en Telecinco, cuando se le ha preguntado si Errejón mantendría también la secretaría política, aunque insistiendo en la misma salvedad.
Además, ha defendido que la "integración" posterior a Vistalegre no tiene que ser por "cuotas" en función de los votos que hayan obtenido en el congreso, porque eso sería ir a un "modelo de familias" como el del PSOE.
"LIBERTAD PARA INTEGRAR"
A su juicio, el equipo que gane tiene que tener "cierta libertad, incluida libertad para integrar" y ha puesto como ejemplo que él querría tener en la dirección a Íñigo Errejón o al anticapitalista Miguel Urban aunque hubiese otras "familias" que reclamasen más presencia por haber tenido más votos.
En todo caso, también ha recordado que el Consejo Ciudadano se elige en listas abiertas, en función de votos individuales, y todas las listas con más de un 5 por ciento de votos tienen representación.
Sobre la Secretaría General, ha insistido en que las personas cuyos proyectos --que se votan unidos a las candidaturas al Consejo Ciudadano-- tienen que asumir el liderazgo.
Si no gana su propuesta, ha reiterado, él trabajaría en áreas "más discretas" sin "hacer sombra" a los ganadores. Y ha añadido que, a su modo de ver, es bueno para el futuro de Podemos que siga al frente el equipo que él lidera, pero que decidirán los inscritos.
Iglesias también ha insistido en sus llamamientos a la unidad y a no criticarse unos a otros en los medios, sino más bien a ser "una piña" de cara al exterior. "Los compañeros que hablan mal de otros en los medios se equivocan", ha dicho, y ha admitido que se han "equivocado" cuando han "espectacularizado" sus debates.