Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

De Guindos repite como ministro de Economía y Competitividad

De Guindos asume las funciones del ministro de Industria, Energía y TurismoEFE
Luis De Guindos ha vuelto a ser elegido por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para ocupar de nuevo la cartera de Economía y Competitividad y acometer por tercera legislatura consecutiva las reformas que permitan consolidar la recuperación económica en España, al tiempo que ha asumido las competencias relativas al área de Industria.
De Guindos se ha encargado durante los últimos cinco años de dirigir las directrices económicas del Gobierno de Rajoy enfocadas principalmente a favorecer la salida de la crisis y el inicio de la recuperación económica, mediante la aprobación de reformas estructurales para potenciar el crecimiento de la actividad económica y encauzar las cifras del déficit.
Para ello, Guindos ha llevado adelante reformas de gran calado, como las referidas al sistema financiero, la reforma fiscal o la Ley de Segunda Oportunidad, entre otras tantas, y ha tenido el difícil papel de negociar en Bruselas las cifras de déficit y las condiciones y plazos para cumplir los objetivos de consolidación fiscal.
En estas negociaciones De Guindos ha conseguido que Bruselas ampliase el objetivo de déficit para 2016 del 2,8% al 4,6%, lo que ha supuesto un margen presupuestario de 20.000 millones de euros, al tiempo que ha conseguido evitar las sanciones de la Comisión Europea a España por los sucesivos incumplimientos en el déficit.
Además, el Ministerio de Economía y Competitividad asumirá las competencias relativas al área de Industria, hasta ahora integrada en el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.
No obstante, De Guindos ya asumió el pasado mes de abril el despacho ordinario de las responsabilidades del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, tras la renuncia de su titular, José Manuel Soria, por su implicación en los 'papeles de Panamá'.
Los principales retos económicos
De esta forma, De Guindos tendrá como principales retos seguir acometiendo reformas para alcanzar ese ajuste superior a los 5.000 millones y cumplir la meta de déficit comprometida, así como mantener el crecimiento de la economía española, con una previsión de un alza del 2,9% este año y del 2,3% en 2017, parejo a la reducción del paro, que ya se ha situado por debajo del 20% por primera vez desde 2009.
El ministro de Economía tendrá que centrar su gestión en conseguir mantener el crecimiento económico próximo al 3% y que siga contribuyendo a la creación de empleo, para permitir recuperar los más de dos millones de puestos de trabajo pendientes.
Entre los principales retos de la nueva legislatura para el titular de Economía también se encuentra que la economía continúe con la buena tónica registrada este año en la emisión de su deuda, especialmente ante el previsible fin de la política expansiva del BCE, y trabajar en Europa para que los distintos gobiernos implementen reformas estructurales que aumenten el crecimiento potencial de la UE, así como avanzar en la integración y la mejora del gobierno de la Zona Euro.
Respecto al sector financiero, De Guindos tiene aún sobre la mesa algunos frentes abiertos pendientes desde las ayudas financieras solicitadas por el Gobierno a Bruselas en 2012.
En concreto, queda todavía por ver qué porcentaje de los 51.303 millones de ayudas que el Gobierno otorgó desde 2009 al sector financiero son devueltos a las arcas públicas. También está pendiente la amortización del préstamo del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) a España para sanear la banca.
Entre los principales asuntos a abordar se encuentra el futuro de Bankia y BMN, ambas entidades actualmente en manos del Estado, y cuya fusión prepara ya el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).
A nivel europeo, para el conjunto del sector bancario tendrá que seguir trabajando en Bruselas por la consecución de una unión fiscal, así como culminar plenamente el desarrollo de la unión bancaria con la creación de un solo fondo de garantía de depósitos y la puesta en marcha de una misma estrategia fiscal en el conjunto de la zona comunitaria.
Iincertidumbres y la relajación de los vientos de cola
Todas estas tareas pendientes a realizar por De Guindos también servirán para hacer frente a algunas incertidumbres, como el empuje de los populismos en distintos países, la relajación de la contribución de algunos 'vientos de cola', como el repunte del precio del petróleo, el fin de la política monetaria expansiva y la cotización del euro, y los desafíos derivados del 'Brexit'.
El ministerio ve oportunidades derivadas del 'Brexit' para sectores económicos de España como el de la industria financiera, la automoción, la tecnología de la información y la comunicación, farmacia, biotecnología, transporte aéreo, tecnología aeroespacial y servicios profesionales, entre otros.
También quiere aprovechar la posibilidad de la deslocalización de bancos y varias agencias europeas situadas en Londres, como la Autoridad Bancaria Europea (EBA), que emplea a 200 personas y organiza 300 eventos al año, o la Agencia Europea de Medicamentos (EMA), que podría ser atraída por la ciudad de Barcelona.
Los desafíos en industría
Con la integración del área de Industria en el Ministerio de Economía y Competitividad, De Guindos tendrá que hacer frente a diferentes desafíos para potenciar el peso del sector industrial en el PIB y acometer medidas para sectores tan relevantes como el turismo, el comercio o la automoción.
Para ello, De Guindos coordinará todas estas actuaciones con la ayuda de los secretarios de Estado del ministerio, con los que tendrá que encargarse de asuntos como la reconversión de las comarcas mineras y de seguir mejorando la competitividad española para la buena marcha del comercio y de las exportaciones e importaciones, entre otros asuntos.
Biografía
Nacido el 16 de enero de 1960, De Guindos es licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales y técnico comercial y pertenece desde los 23 años al Cuerpo de Técnicos Comerciales y Economistas del Estado.
Tras la llegada al poder de José María Aznar, en 1996, De Guindos se convirtió en uno de los nombres destacados del equipo del vicepresidente económico Rodrigo Rato, ocupando sucesivamente el cargo de director general de Política Económica y Defensa de la Competencia, secretario general de Política Económica y secretario de Estado de Economía.
Desde 2004 hasta 2006, fue miembro del consejo asesor para Europa de Lehman Brothers y entre 2006 y 2008 ocupó el puesto de presidente ejecutivo para España y Portugal en dicha entidad y presidente para España y Portugal de Nomura Securities.
Antes de acceder a la cartera del Ministerio de Economía en diciembre de 2011, Guindos era socio responsable de servicios financieros en PriceswaterhouseCoopers (PwC) y desde 2010 era director del IE Business School. Además, desde junio de 2009 pertenecía al consejo de administración de Endesa con carácter de Externo Independiente.