Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Generalitat se abstiene finalmente en la decisión de acusar a CDC

Hace una semana votó en contra, lo que generó un conflicto entre ERC y el PDeCAT
El conseller de Cultura, Santi Vila, ha anunciado que la Generalitat se ha abstenido en la reunión del Consorci del Palau de la Música de este martes para decidir si el consorcio acusa a CDC en el caso Palau por el que se investiga el expolio de la institución, como finalmente se ha decidido.
Lo ha explicado en rueda de prensa tras el Consell Executiu, en lo que constituye un cambio de criterio respecto a la última reunión, cuando votó en contra y originó revuelo tanto en el Parlament como en las relaciones entre los dos socios del Ejecutivo, PDeCAT y ERC.
Fue polémico que el Govern evitara acusar a CDC porque tres de los acusados en el proceso judicial (Fèlix Millet, Jordi Montull, saqueadores confesos de la institución, y Gemma Montull) aseguraron que dinero del Palau se fue a este partido en forma de comisión irregular.
Vila ha explicado que la Generalitat se abstiene en la reunión del Consorci para "no bloquear ninguna acción que se considere relevante y oportuna", y ha recordado que se aprobaron resoluciones en el Parlament que le instaron a cambiar de criterio.
El conseller ha argumentado que entienden que las resoluciones parlamentarias se dan "en un contexto de sensiblidad" de los ciudadanos con los casos de corrupción, por lo que se abstiene para que su posición no se entienda como una actitud de bloqueo.
Esta abstención de ha debatido "ampliamente" en la reunión del Consell Executiu de este martes y, una vez tomada, es una decisión del conjunto del Ejecutivo, ha dicho Vila en alusión velada a que compete a todos los consellers, sean de ERC o del PdeCAT.
INCÓMODOS CON LA FISCALÍA
La Generalitat ha avisado este martes de que se sentirá incómoda con cualquier pacto que alcance la Fiscalía para rebajar "las penas a delincuentes confesos", en alusión a un posible pacto del fiscal con Millet y los Montull, que confesaron en el juicio las presuntas comisiones.
"Los que han perjudicado tienen que pagar con toda la rotundidad, resarcir el dinero y asumir unas condenas proporcionadas", ha concluido el conseller en relación a estos tres acusados.
La portavoz del Govern, Neus Munté, ha reiterado que, al margen de la posición que la Generalitat defiende en el Consorci, la voluntad del Ejecutivo es pedir "hasta el último euro" si ha habido perjuicios para el interés general y la sentencia de la justicia es condenatoria.
EL PDECAT
Las resoluciones que se aprobaron en el Parlament que exigían al Govern cambiar de criterio dividieron a JxSí: ERC votó a favor y el PDeCAT se abstuvo, dos posiciones que permitieron que la iniciativas salieran adelante.
Fuentes del PDeCAT consultadas por Europa Press han señalado que el Govern finalmente ha decidido abstenerse como ya hizo el partido la semana pasada en el Parlament: "Movimientos suaves y constantes que hacen moverse al partido con estilo propio".