Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Garzón se reunirá con Sánchez, pero rechaza volver al "bucle" mediático como ocurrió en 2016

El coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, ha confirmado este lunes que se reunirá con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, pero ha rechazado encuentros "mediáticos" ante la posibilidad de que estos contactos puedan caer de nuevo en un "bucle" de cara a configurar una alternativa al Gobierno de Mariano Rajoy.
En una entrevista en RNE recogida por Europa Press, el diputado de Unidos Podemos Alberto Garzón ha rechazado que las próximas reuniones entre Pedro Sánchez y los líderes de Podemos y Ciudadanos, Pablo Iglesias y Albert Rivera respectivamente, generen un "bucle" y lleven a "nada", como a juicio sucedió en el proceso de negociaciones para la investidura de Sánchez del pasado año.
"Repetir todo no es la mejor idea", ha afirmado, para después recalcar que fue "el votante de izquierdas" el que más "penalizó" ante la imposibilidad de configurar esa alternativa. En esta línea, ha recordado el millón y medio de votantes perdidos por Unidos Podemos en las elecciones del 26J con respecto al apoyo recibido por parte de Podemos e Izquierda Unida por separado el 20D.
Garzón, que no ha precisado la fecha del encuentro con el líder socialista, ha subrayado que se niega a "contribuir" al "juego" de reuniones "mediáticas" que no llevaban a "nada". Además, ha pedido a Pedro Sánchez que aclare si habrá una nueva moción de censura contra Rajoy o si lo dejará para "más adelante", al mismo tiempo que ha defendido la ya impulsó Podemos la semana pasada.
Por otro lado se ha referido al balance que ha hecho su partido sobre la alianza entre Izquierda Unida y Podemos. Aunque sostiene que los resultados son "buenos", estos "pueden y deben" mejorar. En este sentido, ha abogado por una coalición más "representativa, equitativa y plural" que supondría una mejora para España.
Preguntado sobre el referéndum que previsiblemente se celebrará el 1 de octubre de forma unilateral sobre la independencia de Cataluña, Garzón se ha reafirmado en su postura y la de su formación: "Debe existir el referéndum pero debe tener las garantías suficientes para que sea útil", ha argumentado. Y ha añadido que una "iniciativa unilateral" de "ninguna forma" podría recibir el apoyo de Izquierda Unida.
POSTURA "FRONTAL" RESPECTO AL CETA
Por otra parte, ha mostrado su postura sobre el Tratado Transatlántico de Comercio e Inversiones entre la UE y los EE.UU. (TTIP por sus siglas en inglés) y el Acuerdo Económico y Comercial Global entre Canadá y la Unión Europea (CETA), de los que ha criticado que tienen un "nombre muy bonito" pero "deberían reconfigurarse radicalmente".
Sobre ellos, ha celebrado el "debate" que se ha "abierto" entre la "gente", aunque ha deseado que llegue a "más ciudadanos". "Ese escenario perjudica mucho los intereses de los actores económicos en España" ha aseverado en referencia a los tratados y ha explicado que "siempre" son un "error" por la diferencia entre las economías de ambas partes. Así, ha zanjado que su posición negativa es "frontal".
Sin embargo, ha afeado al PSOE su "abigüedad" con respecto a estos tratados, recordando que los socialistas en un principio expresaron su apoyo y ahora se inclinan más hacia la abstención en la próxima votación que se celebrará este jueves previsiblemente. En este contexto, ha explicado que el tratado puede salir adelante sin que el PSOE vote en contra, al mismo tiempo que ha instado a los socialistas a expresar su rechazo, con un 'no'.