Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El lunes de Feria en Sevilla se salda con 5 arrestados por violencia de género, 30 riñas y 29 intoxicaciones etílicas

La Policía Local decomisa unas 500 botellas de alcohol en la vía pública y las asistencias sanitarias se elevan a 283
El lunes de la Feria de Abril de Sevilla, tercer día del evento dado que el mismo se celebra este año de sábado a sábado, se ha saldado con 30 riñas, cinco detenidos por violencia de género, 29 personas asistidas por intoxicación etílica, cinco conductores sorprendidos superando la tasa máxima de alcohol al volante y el decomiso de unas 500 botellas, en las actuaciones contra el consumo de alcohol en la vía pública y la venta irregular de bebidas espirituosas.
El concejal de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores del Ayuntamiento de Sevilla, Juan Carlos Cabrera, ha informado este martes, en rueda de prensa, de que durante el lunes de la Feria de Abril hispalense, día festivo al tratarse del Día Internacional del Trabajo, la empresa municipal Transportes Urbanos de Sevilla (Tussam) contabilizó 192.244 pasajeros, mientras el metro registró 120.996 usuarios, y los servicios de limpieza recogieron 268.280 kilogramos de residuos en el recinto ferial y su área de influencia.
En materia de incidencias, ha detallado que la Policía Local formuló este pasado lunes, en el área de influencia del recinto ferial, 183 denuncias por infracciones de tráfico, con la retirada de 91 vehículos por parte de la grúa municipal, al estar estacionados de manera antireglamentaria y afectando a la movilidad. Igualmente, la Policía Local denunció a seis taxistas por infracciones en su regulación, concretamente por no respetar los turnos de parada establecidos en los espacios reservados.
Un taxi más fue intervenido y depositado en instalaciones municipales, al carecer de seguro y no haber sido sometido a la correspondiente inspección periódica. Además, fue interceptado e intervenido un particular que ejercía servicios "pirata" de taxi, ya que no contaba con licencia para tal actividad. El individuo, según el Ayuntamiento, ofertaba servicios de transporte desde la estación de Santa Justa, al precio de 15 euros el trayecto.
Igualmente, se identificaron dos coches de caballo que prestaban servicios de forma clandestina en el Paseo de Colón, sin licencia para esta actividad, y que cobraban 50 euros por servicios de transporte, por lo que fueron denunciados por carecer de seguro y por intrusismo.
En total, los agentes de la Policía Local habrían realizado pruebas de alcoholemia a 216 conductores, cinco de los cuales habrían dado resultado positivo, levantando los agentes un acta por una persona sorprendida con sustancias estupefacientes.
PRECINTADOS CINCO BAZARES CHINOS
La Policía Local, además, precintó este pasado lunes cuatro bazares "regentados por chinos" en Los Remedios, al detectar que en ellos se estaban vendiendo alcohol a menores
La Policía Nacional, de su lado, habría actuado en 30 riñas saldadas sin consecuencias "de consideración" y habría detenido a cinco hombres por situaciones de violencia de género. Y es que la violencia de género, según ha lamentado el edil, "se da en la Feria todo lo que se da en la ciudad".
Además, el concejal ha dado cuenta de 283 actuaciones y asistencias sanitarias, entre las cuales destacan 29 intoxicaciones etílicas y 24 lipotimias, figurando también "esguinces o contusiones".
El edil ha señalado además las actuaciones que se han desarrollado contra el consumo de alcohol en la vía pública, defendiendo que la Policía Local ha actuado "permanentemente" contra la práctica del botellón en el barrio de Los Remedios, con el que linda el recinto ferial. Además, ha defendido las actuaciones de la Policía Local en la calle Costillares, en pleno Real de la Feria, contra la práctica del botellón y los "negocios permanentes regentados por clanes que controlan la venta" de alcohol desde "mesitas", comercializando el alcohol incluso a menores y careciendo de toda autorización o controles para ejercer dicha actividad.
En este marco, y según el Ayuntamiento, se requisaron unas 500 botellas que se suman a las 1.000 intervenidas hasta este pasado lunes por consumo en el entorno del Real de la Feria y diversas calles de Los Remedios, donde se levantaron las correspondientes sanciones. El edil, en cualquier caso, ha admitido la "preocupación" del Ayuntamiento respecto a la situación de la calle Costillares.
Los agentes, junto al Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil, decomisaron además más de 470 kilos de alimentos no aptos para el consumo. Además, los agentes interceptaron a un caballista que montaba "con síntomas evidentes de embriaguez", obligándole a desmontar y haciéndose cargo del equino.