Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fallece a los 86 años de edad el expresidente del Parlamento vasco Joseba Leizaola

Ortuzar afirma que es "una triste noticia" y destaca "su compromiso total, en los años duros y en los de la esperanza"
Joseba Leizaola, expresidente del Parlamento vasco, ha fallecido este viernes en San Sebastián a los 86 años de edad tras una larga enfermedad. Histórico dirigente del PNV, estuvo al frente de la Cámara vasca durante ocho años, de 1990 a 1998, año en el que anunció públicamente que se retiraba de la política activa.
Leizaola, que nació en 1931 en la capital guipuzcoana, creció en Caracas, ya que su padre estuvo exiliado en Venezuela, y allí fue presidente de EGI, las juventudes del PNV. Cuando regresó a San Sebastián, siguió militando en el PNV, al principio en la clandestinidad, y llegó a ser miembro de la dirección.
A partir de 1980, ejerció su actividad en el Parlamento vasco, que se prolongó a lo largo de 18 años y cinco legislaturas. En 1998 le sustituyó en la Presidencia de la Cámara Juan María Atutxa.
"TRISTE NOTICIA"
El presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, ha afirmado, a través de su cuenta de facebook, que este nuevo año 2017 "nos sorprende con una triste noticia, la muerte de Joseba Leizaola", con el que mantenía una buena relación.
En este sentido, le describe como "abertzale tranquilo, hombre de convicciones profundas, pero, sobre todo, una persona buena". "Ha sido miembro de esa generación eslabón entre los gudaris del 36 y el nuevo autogobierno vasco. Estuvo comprometido con su país siempre. En Venezuela, en la clandestinidad, en el renacer de la soberanía vasca, y hasta una vez retirado haciéndome llegar sus reflexiones sobre la actualidad política", ha apuntado.
Ortuzar ha recordado que, cuando decidió volver a Euskadi, estuvo en la clandestinidad, "dejando una acomodada vida como ingeniero en Caracas". "Su compromiso fue total, en los años duros y en los de la esperanza. Todos le vamos a echar de menos, sobre todo los de la 'mesa redonda' del batzoki del Antiguo que cada semana arreglan el mundo y nos 'asesoran' a quienes ahora nos toca llevar las riendas del Partido", ha concluido.