Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aguirre, "curtida" en escraches de "energúmenos" como el del mitin de Villaverde

Esperanza Aguirre hace la precampaña en un sofá hinchable@EsperanzAguirre

La presidenta del PP de Madrid y candidata a la Alcaldía de la capital, Esperanza Aguirre, ha asegurado que el "escrache" de ayer en Villaverde, protagonizado por "energúmenos", no condicionará su campaña porque está "curtida" ante incidentes de este tipo. No obstante, Aguirre ha dicho que es partidaria de la dación en pago.

Lo ocurrido ayer en Villaverde lo ha definido como "claramente un escrache". Desde un centro de mayores en Orcasitas, Aguirre ha lamentado que los "energúmenos" de ayer trataron de impedir que hablaran aquellos que tienen una opinión diferente a la suya cuando el debate es "la esencia de la democracia".
"Lo que no se puede hacer de ninguna manera es pretender acallar al que piensa de manera diferente a base de bocinazos, de gritos, de pitos. Me parece unos métodos que serán muy queridos por algunos y no puedo por menos que recordar a Pablo Iglesias haciendo un escrache a Rosa Díez en la Complutense", ha lanzado.
Ha reconocido que no escuchó los insultos aunque sí que vio los gestos, "soeces y obscenos". Quienes protagonizaron el incidente de ayer no eran "chicos" sino gente de su edad, con excepción de la persona que sí tomó el micrófono.
También ha explicado que la candidata a la Presidencia regional, Cristina Cifuentes, le comentó que había intentado hablar con ellos a lo largo del paseo y que no lo había conseguido. "Bastante me parece, que les cedí el micrófono y lo hice en dos o tres ocasiones aunque no quisieron aceptarlo porque estaban decididos a no dejarnos hablar a los que tenemos una opinión diferente", ha remachado.
Aguirre, por otro lado, ha defendido que cuando alguien no paga un alquiler "no tiene que mantenerse en un piso que no sea suyo" pero en lo que sí está a favor es en la dación en pago. Así ha recordado que hizo una ley en la Comunidad, de las "poquísimas" que aprobó, para que los bancos estuvieran obligados a informar a quienes solicitaban una hipoteca de "que no eran de verdad hipotecas sino préstamos personales con la garantía de la persona que lo pide, de su cónyuge y de todos sus avalistas".
También ha aclarado que si no pudo legislar la dación en pago fue porque es una competencia del Gobierno de la Nación. "Sí al menos pude hacer que se informe a la gente de que no es una hipoteca, como la que yo estudié en la Facultad de Derecho, sino un préstamo personal con garantía de todos los bienes", ha añadido.
La candidata ha asegurado que el PP "se propone debatir con todos" e incluso cambiar de opinión si les convencen de ello porque no son "dogmáticos". "A lo que no estamos dispuestos es a que consideren que no tenemos derecho a opinar y a hablar, máxime cuando somos la primera fuerza política en la Comunidad, en el Ayuntamiento y también, aunque a ellos les duela, en el distrito de Villaverde", ha añadido.
Tiene claro que incidentes como el de Villaverde "descalifican a quien impide hablar a otro". "No se me ocurriría impedirles hablar, por más que apareciera en un mitin de Podemos. Por supuesto que tienen derecho a hablar", ha remarcado.
Preguntada por las empresas que Rodrigo Rato había creado, Esperanza Aguirre ha contestado irónicamente que "hasta ahora crear empresas no era delito". "Pero estamos dispuestos a cualquier cosa", ha concluido.