Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El impuesto de patrimonio, poco efectivo

Hay quien evita el pago y algunas comunidades no lo aplicarán

El impuesto de patrocinio es de carácter personal. Para evitar pagarlo se vinculan los bienes a sociedades exentas de tasas. Tampoco pagarán los grandes patrocinios empresariales. Además resulta difícil controlar propiedades como joyas u obras de arte. Otro inconveniente es que no afectará a todo el mundo por igual porque hay comunidades que se niegan a aplicarlo.