Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La familia de Diego rechaza que las palabras de Cabrera fueran "un calentón"

Diegocuatro.com

El portavoz de la familia de Diego, el alumno de 11 años que se quitó la vida en Leganés tras dejar una nota en la que decía que no quería ir a clase, ha rechazado las palabras del psiquiatra forense José Cabrera en las que se disculpa de las declaraciones realizadas sobre el caso, al entender la familia de la víctima que no pueden achacarse a "un calentón" porque repitió "hechos similares" en las reuniones "del viernes, el lunes y el miércoles".

La familia responde así a la carta publicada este domingo por Cabrera en el diario El Mundo, en la que se disculpa por las palabras "escatológicas, viscerales y desmedidas" que pronunció durante reuniones con padres del Colegio Nuestra Señora de los Ángeles afirmando que fueron fruto de la "exaltación y la ofuscación" que le produjeron "las muchas descalificaciones graves vertidas" contra la orden de los Mercedarios, que gestiona el centro educativo, "sin que hubiera prueba alguna contra los mismos".
"Podríamos hacer lo mismo que él, decir que la carta es un fraude, que es lo que él dijo de la carta de Diego antes de suicidarse", ha apuntado el portavoz, Fernando Sacristán, a lo que ha agregado que, sin embargo, ellos quieren ser "mucho más éticos y honrados".
Por otra parte, han exigido al centro educativo que se disculpe por haber permitido estas declaraciones en distintas reuniones, alegando que se trataba de una "estrategia mala, cutre, ficticia y falsa" para "enfrentar a los padres del colegio entre sí y para culpar a los padres de Diego del suicidio" para "eludir sus responsabilidades".