Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Díaz y Sánchez multiplican por seis el mínimo de avales exigido

Guerra de avales en Ferraz. Día de demostración de fuerza, y vaya si lo ha sido. Han hecho faltas muchas manos para llevar al registro las firmas recabadas por los tres candidatos.

Con una participación que ronda el 80%, un 30 más que en las primarias de 2014, termina así el primer combate en la que será la guerra por liderar el PSOE: Susana Díaz ha conseguido 63.517 avalistas, 22.000 más de los que consiguió Sánchez cuando ganó en 2014. Pero miren la cifra de Pedro Sánchez, solo 6.000 menos porque con 57.369 ha duplicado las expectativas, mientras que la candidatura de Patxi López se ha limitado a pasar el filtro con 12.000.
Sorpresa, euforia y tranquilidad, tres reacciones distintas en cada equipo.
Se daba por sentado que los tres aspirantes obtendrían las firmas necesarias, pero tanto Díaz como Sánchez han superado en seis el mínimo exigido.
Ahora falta que Ferraz valide, algo que, les llevará más horas de las esperadas. Una vez se hagan las comprobaciones definitivas, entonces sí, arrancará la campaña.