Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cuatro detenidos en Ceuta acusados de reclutar a jóvenes para el Estado Islámico

Policía Nacionalinformativos

La Policía Nacional ha detenido en Ceuta a cuatro personas --tres hombres y una mujer--, todos de nacionalidad española, presuntos miembros de una célula terrorista dedicada a reclutar y radicalizar a jóvenes y niños para integrarlos al autodenominado Estado Islámico.

Los cuatro yihadistas detenidos tenían planes para comenzar de forma "inmediata" a crear células hermanas en otros países de Europa con el fin de replicar su modelo de reclutamiento, centrado en el adoctrinamiento de niños para enrolarlos en las filas del Estado Islámico (DAESH), según ha informado la Policía Nacional.
Los tres hombres y la mujer que formaban la célula ceutí obedecían las directrices del DAESH conforme al objetivo de "dar continuidad a su base ideológica entre los más jóvenes", de corte salafista, para fomentar el extremismo religioso y la adopción por parte de sus fieles de una "entrega absoluta a la causa yihadista" para convertirles en futuros terroristas.
De hecho, según informa la Policía, los tres mantenían "un canal de comunicación constante, fluido y permanente con combatientes del DAESH en Siria, que les instruían en la metodología para la captación de nuevos adeptos, mostrándose ellos mismos como referentes en la lucha contra el 'infiel'".
"La peligrosidad de esta red radicaba en la singular consigna de radicalizar y captar a jóvenes y niños para adoctrinarlos en los postulados yihadistas y convertirlos en futuros muyahidines (combatientes) del DAESH, al ser un colectivo especialmente permeable a las enseñanzas de la célula desarticulada", han indicado los responsables de la operación.
El referente del trabajo que pretendían llevar a cabo los detenidos, según explican, es lo que se conoce como "cachorros del Califato", niños que son utilizados como soldados en territorios ocupados por el grupo terrorista.
"Son el resultado final de un proceso de deshumanización y reprogramación de su personalidad a través de sucesivas etapas de reclutamiento, adoctrinamiento y entrenamiento hasta su empleo letal como armas humanas", señalan.
La metodología que utilizaban para captar y adoctrinar a niños incluían "excepcionales medidas de seguridad" para evitar ser detectados, siguiendo las recomendaciones de los diversos manuales de seguridad que distribuye el DAESH.
Además, empleaban plataformas como redes sociales y blogs con acceso restringido para llevar a cabo una "intensa labor de apología" del grupo terrorista y para justificar sus actos, centrándose en la necesidad de la violencia para lograr "la eliminación y la victoria sobre los impuros".
Con la detención de cuatro personas esta madrugada, el número de terroristas detenidos en España desde que el Ministerio del Interior elevó el Nivel de Alerta Terrorista a 4 (sobre 5), en 2015, es de 161 personas.