Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dastis subraya que la UE ha ayudado a reforzar el Estado nación: "Nunca he creído en una UE que lo aniquilase"

El Gobierno cree que el euro y la seguridad y defensa serán los vectores de la unidad europea tras el Brexit
El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis, ha subrayado este lunes que la Unión Europea "ha contribuido a reforzar el Estado nación", desde su creación hace 60 años, y por eso ahora les corresponde a los Estados reforzar a la UE.
"Yo nunca he creído en una Unión Europea que aniquilase el Estado nación", ha dicho Dastis durante su intervención en la presentación del último número de 'La Vanguardia dossier, titulado "Unión Europea, refundación o desintegración", en la sede del Instituto Cervantes.
A su modo de ver, los Estados miembros de la UE son los que tienen que volver a impulsarla y eso "no es ninguna tragedia sino que puede ser una fuente de fortaleza". Eso sí, también ha avisado de que eso no se logrará sólo con cooperación intergubernamental sino que los Estados tienen que apoyar a las instituciones comunitarias. "La UE vive, está fuerte, y los Estados de la Unión si tienen en cuenta su propio interés lo que deben hacer es fortalecerla aún más", ha dicho.
El jefe de la Diplomacia ha dejado claro que él no contempla una desintegración del Club europeo. Y ha añadido que, incluso en el caso de que estuviese equivocado, "tampoco sería el final del mundo porque daría oportunidad de recrearla". "Si por algún acontecimiento, que yo no veo, se desintegrara, habría un nuevo comienzo", ha asegurado.
En este sentido, ha opinado que el Brexit es una "excepcionalidad británica", con un origen británico, porque "el Reino Unido siempre ha estado en contra de la unión" y no ve que otros vayan a seguirlo. Paradójicamente, ha añadido, "el Brexit puede ser parte de ese federador externo que la UE ha necesitado en el pasado para recobrar el aliento", junto a las políticas de la nueva administración estaounidense sobre el cambio climático o de proteccionismo económico o la situación que viven los vecinos del este y del sur.
MÉNDEZ DE VIGO, EL QUIJOTE Y BARCELONA
Esa visión del Brexit la han compartido otros participantes en el acto, entre ellos el ministro de Educación, Cultura y Deportes y portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, que ha comenzado su intervención en catalán para recordar el fragmento del Quijote en el que el protagonista viaja a Barcelona.
Méndez de Vigo se ha mostrado convencido de que, en la UE 'post-Brexit', el "turbo" que necesita la UE para seguir avanzando estará en la moneda única y también en la Política de Seguridad y Defensa (PESD), y más ahora que la UE tendrá que hacerse cargo crecientemente de su propia seguridad.
Es más, ha recalcado que, si bien hace 60 años no había ninguna mujer en la foto de la firma de los Tratados Europeos --"todo señores, por cierto con cara de aburridos"-- ahora hay ministras de Defensa en España, Italia, Francia y Alemania. "Las mujeres son mucho más determinadas e inteligentes que nosotros, así que por ahí irán los tiros".
Méndez de Vigo cree se aleja la "tormenta" de hace unos meses, cuando parecía que el populismo podía ganar en varios países de Europa, pero todos han avisado de que la UE tiene que afrontar desafíos para seguir adelante.
De hecho, el ministro de Exteriores de Portugal, Augusto Santos Silva, ha mencionado, entre otros, la lucha contra el terrorismo, las migraciones y también incrementar la cooperación en defensa y seguridad pero incluyendo a Reino Unido. También ha recalcado que es necesario mantener el "lazo trasatlántico", porque ese lazo no es con la Administración, sino con la sociedad estadounidense.
DURAN: EL FUTURO NO ES RECLAMAR SOBERANÍA SINO CEDERLA
Por su parte, el que fuera presidente de Unió Democràtica de Catalunya y portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran Lleida, que ha defendido que la UE necesita "una reforma que la salve", ha aprovechado para advertir, ahora que "se habla de soberanía", que "el futuro de Europa no pasa por reivindicar la soberanía para uno mismo" sino por abrirse y cederla a las instituciones europeas, aunque no se ha dirigido expresamente a los actuales gobernantes catalanes ni a sus excompañeros de coalición en la extinta CiU.
Duran i Lleida ha avisado de que la UE no se salvará sólo con "ajustes cosméticos" y ha advertido también contra las apelaciones vacuas a 'más Europa'", apelando más bien a una "mejor Europa", empezando por hacer reformas sobre cosas concretas.
¿ERASMUS PARA TODOS?
También el ex primer ministro italiano Enrico Letta ha subrayado que la UE debe evitar "ser percibida por la mayoría de la población como un instrumento para los cosmopolitas, los que hablan tres idiomas y quieren viajar", porque la mayoría de la población no lo es y es susceptible de adoptar el mensaje antieuropeísta.
Letta ha planteado, aunque admitiendo que es utópico, una especie de 'Erasmus' obligatorio a los 15 o los 16 años, y también la posibilidad de una 'circunscripción 28', paneuropea, en las elecciones europeas.
Méndez de Vigo ha estado de acuerdo en que el programa Erasmus, que es "de los mejores programas", tiene esa "dicotomía", que "puede dar la sensación a los que no tienen la suerte de disfrutarlo de que es algo restringido".
Por su parte, Dastis ha incidido en que la UE, y en particular gracias al Tribunal de Justicia europeo y sus sentencias, ha conseguido cosas como los billetes de avión baratos, con lo que "los españoles, incluso los que no han podido ir de Erasmus, pueden viajar a precios realmente asequibles". "El Erasmus no llega a todo el mundo pero otras cosas sí", ha dicho.