Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Consejero Vila: acusar a CDC sería "apoyar a una Fiscalía que pacta con delincuentes"

El PSC acusa al PDeCAT de usar recursos del Govern "para minimizar los daños de CDC"
El conseller de Cultura de la Generalitat, Santi Vila, ha defendido este jueves que acusar a CDC en el caso Palau sería "apoyar la posición de una Fiscalía que ha pactado con delincuentes confesos".
"Sólo dirimimos si hacemos caso a delincuentes confesos que han pactado con la Fiscalía, y dejamos en una posible situación de indefensión a posibles terceros --CDC--", ha respondido a una pregunta parlamentaria de Jordi Terrades (PSC) en la sesión de control al Govern, después de que el Govern votara en contra de que el Consorci del Palau de la Música acuse a CDC en el juicio.
Vila ha dicho que la decisión del Govern está avalada por un extenso y fundamentado trabajo procesal de gabinetes técnicos y jurídicos que consideran que no hay que cambiar la estrategia de acusación.
RECUPERAR EL DINERO
Ha añadido que queda poco para que se presenten los informes de conclusiones y no es momento para hacer un giro en la estrategia, y ha asegurado que "es falso que haya un riesgo de que no se puedan recuperar el dinero" que supuestamente se desvió a CDC.
Vila ha recordado el compromiso del Govern de "actuar" si una sentencia firme demuestra que CDC obtuvo fondos ilícitos a través del Palau de la Música.
Por eso, ha pedido separar la actuación procesal de las valoraciones éticas, y ha defendido que "se actuará si se deja claro que ha habido un trasvase de fondos" a CDC.
El diputado socialista Jordi Terrades ha dicho que la decisión del Govern de no apoyar la acusación a CDC "es política y no jurídica", por lo que no comparte que Vila alegue que es una estrategia procesal sin intención política.
Terrades ha asegurado que el PDeCAT quiere impedir que CDC devuelva los 6,6 millones de euros que supuestamente obtuvo ilícitamente: "Han intentado usar los recursos de la Generalitat para minimizar los daños de CDC".
"Intentan desesperadamente salvar a Artur Mas, que sabe que, si CDC o Daniel Osácar son condenados, deberá asumir responsabilidades políticas", una maniobra que no ayuda al PDeCAT a diferenciarse de CDC, ha dicho.
También se ha preguntado si "el PDeCAT y el PP están haciendo trapicheos por debajo de la mesa para taparse el uno al otro", teniendo en cuenta que el Ministerio de Cultura no votó al ausentarse de la reunión del Consorci en que se decidió no acusar a CDC.
Terrades también ha criticado a ERC, socio de gobierno del PDeCAT: "El lunes se ponía estupenda, ayer tapaba las vergüenzas de CDC y hoy veremos qué hace" en la votación del Parlament para instar al Govern a acusar a CDC.
CRÍTICAS DE LA CUP
La CUP también ha preguntado al Govern, y la consellera de Presidencia, Neus Munté, ha asegurado que el Ejecutivo afronta "de cara, y no de perfil" la corrupción, y ha defendido que el Govern hace un planteamiento honesto y transparente en relación al caso Palau.
"Nos gusta hablar sobre hechos probados, sobre sentencias que pongan negro sobre blanco. Llegaremos hasta el final, pero a partir de una sentencia", ha destacado la consellera, tras asegurar que así actúan en todos los casos y que el compromiso del Govern es combatir la corrupción.
El diputado 'cupaire' Benet Salellas ha asegurado que el Govern se está poniendo de perfil con este asunto: "Nos gustaría una actitud más clara y firme de rechazo e investigación de todas estas cuestiones".