Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Cátedra Complutense de Memoria Histórica no asesorará al Ayuntamiento

Manuela Carmena da explicaciones sobre el incidente de los titiriteroscuatro.com

El Consejo Ejecutivo de la Cátedra Complutense de Memoria Histórica del siglo XX (CCMHSXX) ha decidido renunciar a la firma de contrato con el Ayuntamiento de Madrid para asesorarle en la elaboración de su Plan Integral de Memoria por "la incapacidad de la institución para garantizar las condiciones mínimas para el desarrollo de un trabajo profesional y sosegado, como requiere toda investigación científica".

Así lo ha señalado en un comunicado después de la información publicada por el diario 'El País' sobre el listado de nombres para el cambio del callejero que estarían preparando en la Cátedra y que incluirían nombres como el del pintor Salvador Dalí o el poeta Gerardo Diego. Según han señalado, estas propuestas "son falsas".
Así, han añadido que aunque hasta ahora han estado trabajando "sin entrar a desmentir todas y cada una de las barbaridades que se atribuyen a la Cátedra", salen al paso en esta ocasión porque aseguran que en la lista publicada se "incluyen nombres de personajes no sólo de talla universal, sino además claramente alejados de las atrocidades cometidas en la dictadura".
En el comunicado, también lamentan que la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, "sin cuestionar la información sobre la lista de calles a suprimir, descarga en la Cátedra la responsabilidad sobre los disparates que tal lista contiene". "La comentada noticia y las declaraciones de la alcaldesa sobre ella suponen un punto y final a nuestra capacidad de silencio y discreción", aseguran.
Asimismo, hablan del "enorme daño" que lo publicado produce en el "prestigio institucional de la Universidad Complutense y en el personal de los integrantes de este Consejo" y por ello, puntualizan distintos aspectos referidos a esta cuestión.
Por un lado, aseguran que la Cátedra Complutense de la Memoria Histórica del siglo XX apoya "decidídamente" la iniciativa del Ayuntamiento de Madrid de elaborar un "Plan Integral de Memoria Madrid".
"Los miembros de este Consejo Ejecutivo consideramos necesario e inaplazable reivindicar, entre otras medidas de política de memoria, la inclusión de las víctimas del franquismo en el callejero así como terminar con la apología del régimen de Franco o la los responsables de violaciones de los derechos humanos o a criminales de guerra desde los rótulos de las calles de Madrid o sus monumentos", apuntan.
Pero esa labor, explican, "debe ajustarse a las recomendaciones que Naciones Unidas hace desde el Consejo de Derechos Humanos, el Alto Comisionado de Derechos Humanos o sus relatores especiales sobre el derecho a la verdad, el deber de recordar y la lucha contra la impunidad, así como a lo establecido en la Ley 52/2007, conocida como Ley de Memoria Histórica".
NO HAY APROBADA NINGUNA PROPUESTA
Por otro lado, aseguran que el Consejo Ejecutivo de la CCMHSXX no ha aprobado, "hasta ahora", ninguna propuesta concreta para la supresión y cambio de nombres de calles de la ciudad de Madrid, "ni ha dado su visto bueno a contrato alguno con el Ayuntamiento de Madrid para realizar el trabajo de asesoramiento sobre modificación del callejero".
"Por supuesto, no han recibido, ni la Cátedra ni ninguno de sus miembros, dinero alguno vinculado a éste ni a ningún otro proyecto", han indicado, en referencia al contrato de 17.999 euros que habría aprobado el Consistorio para encargar este trabajo a la Cátedra Complutense y que ha sido criticado por la oposición en cuanto al método de adjudicación --aseguran que ha sido "a dedo"--.
En este sentido, desde la Cátedra afirman que "solo existe por parte de la Cátedra un contacto y un compromiso formal para asesorar al Ayuntamiento de Madrid en la elaboración de su Plan Integral Memoria Madrid, en el que se incluiría la modificación del callejero; pero esa labor está aún en un estado incipiente".
En el escrito, también explican que un grupo de investigadores de la CCMHSXX empezó, a finales de diciembre de 2015, a trabajar en el tema y que "desde el primer momento ha habido una gran presión mediática y se ha generado un exceso de especulaciones sobre este trabajo, posibilitados, entre otros factores, por la utilización precipitada por parte del Ayuntamiento de Madrid de los primeros avances del citado equipo de investigación".
En concreto, según han señalado, provocó "numerosos malentendidos" la publicación de una relación de 30 calles (en ella la Cátedra reconoció un error inicial, que rectificó inmediatamente, en la inclusión de la plaza de Juan Pujol) que el Equipo de Investigación iba a someter a una primera valoración.
Así, han detallado que la presentación que de esa lista inicial realizó el Consistorio incorporó otros errores, como el de atribuir al comandante Zorita el bombardeo de Guernica, de los que el equipo de investigación de la Cátedra "no es responsable". "Tan sólo el citado documento con el listado de las 30 calles, junto con el informe técnico para su retirada, ha sido emitido por la CCMHSXX", insisten.
En este punto, reiteran que "ningún otro informe, recomendación u otra cuestión ha sido redactada por la CCMHSXX". "Solicitamos, por tanto, el necesario contraste entre lo que señala ese documento con lo aparecido en los medios de comunicación", apostillan.
Por otro lado, explican que las informaciones publicadas no han sido contrastadas y que la directora de la cátedra y otros miembros de este Consejo Ejecutivo "han intentado insistentemente, sin éxito, que el rectorado de la Universidad Complutense hiciera públicas las rectificaciones pertinentes reclamadas por la Cátedra".
Por último, han señalado que la CCMHSXX "no ha tenido nada que ver con la retirada de placas o el movimiento de monumentos que operarios del Ayuntamiento han realizado en los últimos días". "Este Consejo Ejecutivo lamenta las tergiversaciones que sobre el trabajo de la Cátedra se han publicado a partir de esas actuaciones", concluyen.