Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cataluña y Baleares acuerdan empezar a cooperar, compartiendo gastos, en la exhumación de fosas

La Generalitat de Cataluña y el Govern han acordado este viernes ensanchar la relación entre los dos gobiernos y empezar a cooperar en materia de memoria democrática. Entre otras acciones, colaborarán, compartiendo gastos, en la exhumación de fosas.
La consellera de Cultura, Participación y Deportes del Govern, Fanny Tur, y el conseller de Asuntos Exteriores, Raül Romeva, lo han acordado así este viernes en Sant Llorenç de Cardassar (Mallorca).
De esta manera, los dos gobiernos autonómicos avanzarán de manera conjunta "en las políticas de localización, recuperación e identificación de restos de desaparecidos en la Guerra Civil y la dictadura franquista".
Tur ha señalado que el inicio de esta colaboración "es un acto simbólico de agradecimiento a todas aquellas personas que lucharon por la democracia y la libertad". Además, ha apuntado que "algo se ha hecho mal durante tantos años de democracia para que todavía existan fosas comunes".
Por su lado, Romeva ha explicado la experiencia en el desarrollo del Programa de Identificación Genética de desaparecidos y el Plan de Fosas que impulsa el Departamento de Asuntos Exteriores catalán, y ha ofrecido "todos los conocimientos" para las actuaciones futuras.
Así, ambos se han comprometido a impulsar acciones para la "reparación, la dignificación y el reconocimiento" de las personas que murieron durante el desembarco de las tropas republicanas en el Llevant mallorquín durante agosto de 1936, entre otras colaboraciones relacionadas con las al menos cuatro fosas que se encuentran en el lugar de los hechos.
Según han explicado, en sa Coma se estima que hay localizada una de las fosas más grandes de Mallorca y en la que se encontrarían, según consideran, unos 400 milicianos catalanes.
Asimismo, se ha acordado la divulgación de los hechos históricos y transformar los lugares en espacios de memoria y compartir los gastos de las acciones que se lleven a cabo en los porcentajes que se acuerden en cada una de las iniciativas conjuntas.
Este acuerdo marco también contempla actuaciones en otros lugares donde hay milicianos catalanes, como es el caso de son Carrió, son Servera, Manacor y Porto Cristo.