Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bescansa cree que hay espacio para un acuerdo en Podemos pero avisa: "Lo que se nos va acabando es el tiempo"

La secretaria de Análisis Político de Podemos, Carolina Bescansa, está convencida de que "hay espacio suficiente" entre los distintos sectores del partido para encontrar un acuerdo sobre cómo tiene que ser su futuro, pero ha lanzado un aviso: "Lo que se nos va acabando es el tiempo".
Así, en declaraciones a RNE, recogidas por Europa Press, Bescansa ha invitado a todas las "familias, grupos y corrientes" a participar en la reunión que ha convocado esta sábado en Madrid para intentar avanzar en los consensos.
Según ha dicho, entre los equipos "principales" sólo falta por confirmar la asistencia del de Pablo Iglesias, el secretario general, dando a entender así que tanto el del secretario político, Íñigo Errejón, como el del anticapitalista Miguel Urban ya han confirmado que asistirán.
El plazo para buscar consensos finaliza el 2 de febrero y Bescansa ha dejado claro que ella desearía que se convocasen más reuniones para seguir hablando, esta misma tarde o mañana.
Y es que, a su modo de ver, "nadie esperaba" que de la reunión de ayer entre los distintos equipos saliese un acuerdo, porque fue una "reunión exploratoria, de tipo inicial", y para llegar a acuerdo "hacen falta mesas de trabajo de muchas horas".
Con todo, está convencida de que en la reunión de ayer, "aunque los titulares finales han sido duros", en realidad hubo "niveles de consenso importantes" en el diagnóstico de lo que necesita Podemos, de manera que "hay mimbres para fijar criterios comunes que sean aceptables para todos y todas".
Bescansa no ha querido valorar si Errejón se excedió con su aviso de que la unidad "no se construye a toque de corneta" y ha optado por llamar a hacer un esfuerzo para "construir acuerdos sobre cuáles son las normas que van a regir después de Vistalegre", con independencia de quién gane y de "quién sea la minoría y quién la mayoría".
Además, ha vuelto a hacer un llamamiento a que se supere el "eje" actual del enfrentamiento, Iglesias-Errejón, porque considera que está "haciendo mucho daño" a Podemos.