Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barcelona activa un Buzón Ético para denunciar prácticas corruptas de forma anónima

La herramienta encriptará las informaciones recibidas y las denuncias falsas serán archivadas
El Ayuntamiento de Barcelona activará este viernes el Buzón Ético y de Buen Gobierno ('ajuntament.barcelona.cat/bustiaetica/ca') como el principal canal del consistorio para denunciar anónimamente prácticas corruptas y lesivas para el buen gobierno de la ciudad.
En una rueda de prensa este jueves, el teniente de alcalde y concejal de Derechos de la Ciudadanía, Jaume Asens, ha explicado que se trata de un espacio digital en el que han colaborado la Oficina de Transparencia y las Buenas Prácticas (OTBP), los servicios informáticos del Ayuntamiento y miembros de la entidad Xnet.
El buzón, que ha tenido un coste de 50.464 euros, permitirá a la ciudadanía y al personal municipal poner en conocimiento del Ayuntamiento aquellas conductas que puedan resultar contrarias al derecho, principios éticos y de conducta garantizado el anonimato y la indemnidad del comunicador.
Las denuncias serán investigadas por la Dirección de Análisis de la OTBP --un departamento independiente formado por dos funcionarios de carrera escogidos por concurso público--, y el informador podrá conocer qué seguimiento se ha hecho de su solicitud para poder supervisarlo.
Asens ha asegurado que se trata de un "servicio pionero en el Estado y en Europa", y ha expresado que uno de los objetivos es que tenga un efecto preventivo, ya que, según él, la propia existencia de este buzón debería servir para que no se produzcan prácticas corruptas.
"Se trata de una herramienta que nos hace más vulnerables a la opinión pública y control, aunque nos hace más fuertes democráticamente", ha dicho, y ha afirmado que espera que este buzón sea un ejemplo que se replique en otras ciudades y administraciones.
FUNCIONAMIENTO
Una vez presentada la denuncia, los usuarios obtienen un código de acceso a un canal de comunicación de carácter confidencial, lo que permite mantener una colaboración constante con el órgano gestor del buzón en la comprobación de los hechos y del estado de tramitación del caso.
En el tramo final del proceso de investigación, el servicio prevé dar respuestas, que pueden ir desde la formulación de recomendaciones hasta la tramitación de expedientes administrativos para "restaurar la legalidad alterada", sin descartar tomar medidas sancionadoras y disciplinarias.
En el caso de que las comunicaciones puedan resultar constitutivas de ilícito pena, se trasladará la comunicación a Fiscalía, mientras que el gerente municipal de recursos, Joan Llinares, ha asegurado que en el caso de que se presenten denuncias falsas de forma anónima, se procederá a archivar el caso.
"La herramienta la planteamos para desarrollar una mejora de la administración, no para que se use de forma desviada", ha expresado Llinares, y ha aseverado que también tomarán todas las medidas necesarias para mantener la integridad de las personas a las que hacen referencia las quejas.
PROGRAMARIO LIBRE
Este espacio digital se inspira en mecanismos similares, como el buzón de Xnet, y ha contado con el asesoramiento desinteresado de los miembros de esta plataforma, que forma parte del Consell Ciutadà Assessor de la OTBP del Ayuntamiento.
Se ha creado mediante la interfaz GlobaLeaks, un proyecto de programario libre del Hermes Centre for Transparency and Digital, y el consistorio ha remarcado que su uso es senzillo y consta de cuatro pasos: descripción, identificación, condiciones y normas de uso, y aceptación.
Los comunicadores que utilicen el buzón ético podrán garantizar su anonimato usando el navegador TOR, una herramienta que permite mejorar la privacidad y seguridad en Internet.