Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente de la Audiencia Nacional niega rotundamente que exista una deficiente resolución judicial sobre el Yak-42

El presidente de la Audiencia Nacional, José Ramón Navarro, ha negado "rotundamente" que exista una "deficiente" resolución judicial sobre los procedimientos que se llevaron a cabo en relación con el accidente del Yak 42 en Turquía en 2003 en el que fallecieron 62 militares españoles, y ha dicho que fue una investigación resuelta de manera "competente".
A preguntas de los periodistas durante un coloquio en el club Siglo XXI, Navarro ha rechazado deficiencias sobre la investigación penal de la tragedia que acogió dos juicios: por un lado el abierto en 2003 para depurar la responsabilidad de la contratación del aparato y que se archivó en 2012, y por otro lado el proceso abierto sobre los errores en las identificaciones de los cadáveres y que culminó con la condena a tres militares.
"Hubo condenas en los casos en los que se consideró que había motivos suficientes y en los casos en los que no, no se fue más allá del ámbito penal es porque las responsabilidades no eran de ámbito penal", ha aseverado el magistrado que ha insistido en que el órgano judicial dictó resolución en el único ámbito que le compete.
Así las cosas ha reconocido que no ha leído el informe del Consejo de Estado que responsabiliza del accidente al Ministerio de Defensa dirigido por Federico Trillo en el momento de los hechos y que concretó que se advirtieron circunstancias previas al vuelo que podrían haber derivado en la adopción de medidas para despejar el riesgo que se corría.