Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Audiencia Nacional absuelve a un expreso de ETA que mandó por error el anagrama a una víctima

Remitió la imagen al teléfono de un amigo que anotó mal en su agenda y coincidía con el número de la hermana de Uría
La Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha absuelto a Antxon Guinea Lasurtegui, condenado en su día por pertenencia a la banda terrorista ETA, acusado de enviar un mensaje que contenía una fotografía con el anagrama de la organización a la hermana del empresario Ignacio Uría Mendizabal, asesinado por ETA el 3 de diciembre de 2008.
El tribunal da credibilidad a la versión del acusado que dijo durante el juicio que nunca envió esta imagen a la víctima y que se quedó "alucinado" tras ser acusado de estos hechos porque no conocía de nada a la receptora de su mensaje. Aseguró que se la mandó a un amigo, llamado Ildefonso, a quien la imagen le pareció "curiosa" durante un encuentro en un bar, aunque cree que debió grabar mal su teléfono y por ello terminó en el terminal equivocado.
La sentencia explica que esta versión ofrece "una duda más que razonable" de la intención del acusado ya que ha quedado acreditado que el amigo, Ildefonso, tenía un número similar al de la hermana de Uría.
"Nos enfrentamos a dos casualidades, la primera, que este número alterado coincida con el de un familiar de una víctima de ETA, y, en segundo lugar, que el amigo del acusado utilizara un teléfono con un número similar" que Guinea grabó cometiendo un error en la última cifra.
El desliz se produjo --destaca la resolución-- entre los digitos 1 y 4, que se encuentran uno debajo del otro en el teclado de marcación.
PEDIR PERDÓN
Guinea manifestó durante el juicio que le hubiera gustado contactar con la víctima a la que le envió la imagen para pedirle perdón, si bien no lo hizo porque pensó que quizá se lo hubiera "tomado peor". Ildefonso, que compareció como testigo, aseguró que la imagen nunca le llegó.
Guinea Lasurtegui fue detenido en octubre de 2014 por agentes de la Guardia Civil en Lasarte (Guipúzcoa) por estos hechos por los que el fiscal pedía dos años de prisión. La Audiencia Nacional le condenó a Guinea Lasurtegui en 1999 a 10 años de cárcel como miembro del comando 'Txomin Iturbe', por pertenencia a banda armada y tenencia de explosivos.