Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mas apura los plazos para abrir la legislatura por la "complejidad" de la negociación

Artur MasEFE

El presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, ha defendido apurar los plazos para abrir la XI Legislatura alegando "la complejidad de las negociaciones que se están llevando a cabo" entre JxSí y la CUP. Mas ha afirmado el decreto de constitución del Parlament, que será el próximo 26 de octubre, para que empiece la Legislatura tras los comicios del pasado 27 de septiembre.

Ha justificado así que se puede llegar al "agotamiento de los plazos" legales, durante su rueda de prensa tras firmar el decreto de constitución del Parlament para el lunes 26 de octubre, que era el máximo para constituir la nueva cámara.
Las negociaciones "requieren tiempo y paciencia por parte de todos si se quiere que acaben bien", ha dicho para justificar que aún pueden pasar unas cuantas semanas para tener nuevo Govern, aunque ha asegurado que el Ejecutivo actual funciona.
Con toda probabilidad la nueva presidenta del Parlament será Carme Forcadell (JxSí) y sobre ella recaerá la responsabilidad de convocar el primer pleno de investidura: si decide agotar también el plazo, será el 9 de noviembre, un año después del proceso participativo.
Después de celebrarse el primer pleno de investidura se abrirá un plazo de dos meses para elegir al nuevo presidente, por lo que Junts pel sí tendrá hasta el 9 de enero para convencer a la CUP que vote a Mas. Si no hay un mayoría posible para investir a un presidente, se deberían convocar de nuevo elecciones en primavera.
NEGOCIACIONES DIFÍCILES
La vicepresidenta del Govern en funciones, Neus Munté, ha admitido este martes "dificultades" entre JxSí y la CUP para llegar a un acuerdo que permita elegir a un presidente y formar a un nuevo gobiernp, pero se ha mostrado convencido de se llegará un pacto.
No ha precisado si el Govern trabaja con el escenario de que el acuerdo con la CUP se posponga hasta después las elecciones generales del 20 de diciembre, pero algunos miembros de JxSí sí han admitido que es una posibilidad.
MESA SIN EL PP
Con toda probabilidad y teniendo en cuenta el peso de cada partido tras los comicios, la Mesa del Parlament tendrá mayoría soberanista y estará formada por cuatro miembros de Junts pel sí y uno de C's, uno del PSC y otro de SíQueEsPot.
Así, la presidenta sería para Carme Forcadell y el vicepresidente primero Lluís Corominas (JxSí); la vicepresidencia segunda para José María Espejo-Saavedra (C's); y las cuatro secretarías para Ramona Barrufet y Anna Simó (JxSí), David Pérez (PSC) y Joan Josep Nuet (SíQueEspot).