Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Anticapitalistas lamentan que el equipo para organizar Vistalegre II no sea "más representativo"

El eurodiputado Miguel Urbán y cabeza visible de la corriente 'anticapitalista' de Podemos ha asegurado este sábado que hubiera preferido que el equipo técnico elegido para organizar la Asamblea Estatal del partido que se celebrará en febrero fuese "mucho más representativo".
El líder de Podemos, Pablo Iglesias, y el 'número dos', Íñigo Errejón, han pactado que formen parte de ese equipo técnico siete personas, de las cuales tres son afines a Iglesias; otras tres a Errejón; una es representante de los 'anticapitalistas'.
"Me encanta que la gente se llene la boca de representatividad y luego no se cumpla y no se ejercite. La representatividad y la democracia interna no sólo hay que gritarla y ponerla en manifiestos sino que también hay que practicarla", ha dicho Urbán en declaraciones a los periodistas en las jornadas 'Empresas energéticas y vulneración de derechos humanos', preguntado sobre la composición de dicho equipo para preparar Vistalegre II.
No obstante, ha defendido que ha habido un acuerdo "de todos y de todas" al mismo tiempo que ha subrayado que los siete miembros "ahora son portavoces del conjunto de Podemos" y "representes de todos", y ha restado importancia a las corrientes a las que pertenece cada uno.
Además, sostiene que la formación morara debe "felicitarse por llegar a un acuerdo" al respecto y, de este modo, "no seguir discutiendo y peleando" por las normas de la organización.
"Podemos es un partido unido, no hay riesgo de desunión de Podemos", ha manifestado también preguntado por las palabras de Iglesias, quien ha pedido no convertir Podemos en un "campo de batalla" y mantener "las corrientes".
Según ha incidido, "lo que hay es un proceso de debate". "Se puede estar en desacuerdo y tener un proyecto común y no pasa nada", ha aseverado.