Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ana Botella reconoce ahora que subieron los impuestos "una barbaridad"

Ana Botella anuncia que no se presentará a las elecciones municipales de 2015EFE

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha reconocido que en la última década subieron los impuestos "mucho, mucho, una barbaridad" y ha opinado que la ciudad puede estar un cierto tiempo "sin grandes obras".

En una entrevista en 'Cinco Días', recogida por Europa Press, ha reiterado que su intención cuando llegó a la Alcaldía fue reducir la deuda, al tiempo que se adaptaban los gastos a los ingresos. "Cuando tú haces eso, trabajas para los que vendrán después. Yo creo que Madrid se puede permitir estar un cierto tiempo sin grandes obras, pero en el futuro habrá que volver a hacer grandes transformaciones aunque antes habrá que haber bajado la deuda", ha defendido.
La primera edil ha remarcado que si se compara la presión fiscal de todas las grandes ciudades, "Madrid es de las más bajas". "Además, según estudios independientes, por cada 100 euros de impuestos que paga un madrileño, solo ocho corresponden al Ayuntamiento y, además, conviene comparar lo que se paga en cada sitio con los servicios que se reciben a cambio", ha declarado.
Y mientras Madrid sigue siendo foco de inversión. "Parecía que después de eso (las intentas olímpicas) y Eurovegas, que eran los dos grandes proyectos de inversión, no había nada y, sin embargo, en 2017, si Dios quiere, estará funcionando la Operación de Canalejas en un sitio espléndido que estaba muy desaprovechado y que es una gran inversión, crucial para el turismo, que supone un 11 por ciento del PIB de la ciudad", ha recordado.
Tampoco se ha olvidado de la Operación Castellana Norte, el posible desarrollo de Campamento o la Plaza España. "Todo ello deja a Madrid en un momento en el que puede dar un salto grande, un momento en el que hay un mayor interés de los inversores extranjeros, que significa confianza en el futuro de la ciudad", ha destacado.
De cara a la cita electoral de mayo, Botella ha asegurado que no le dan "vértigo" las elecciones. "Yo ya tomé la decisión que anuncié en septiembre por distintos motivos y no hay marcha atrás", ha manifestado.
Al recordarle que puede que el candidato del PP a la Alcaldía aproveche ese legado para volver a prometer grandes inversiones, la primer edil lo ha descartado. "Creo sinceramente que hemos aprendido la lección para rato y se pueden seguir haciendo muchas cosas sin cometer los errores del pasado", ha añadido.
Hará campaña electoral si así se lo pide el partido y tampoco tiene dudas a la hora de hablar de Podemos. "Me tiene un poco impresionada lo de Podemos porque después de las lecciones de moralidad que nos ha dado este señor (Juan Carlos Monedero), resulta que ha tenido que presentar una complementaria. Tenemos que ser conscientes de que vivimos el momento de mayor incertidumbre política desde la Transición", ha remachado.