Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Álvarez (UGT) defiende el derecho a decidir y dice que el sindicato será equidistante si se convoca un referéndum

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha defendido este lunes el derecho a decidir de Cataluña, aunque ha asegurado que el sindicato se mantendrá neutral si el Gobierno catalán termina convocando un referéndum sobre la independencia. "Todo esto está a cierta distancia, vamos a ir viendo el día a día", ha añadido.
Además, preguntado por si, llegado el caso de que el Gobierno catalán convocase un referéndum, el sindicato apoyaría a éste o a las medidas que tomase el Estado para evitarlo, el secretario general ha respondido: "Igual no apoyamos ni a unos ni a otros, habremos de discutirlo con UGT de Cataluña". Sin embargo, se ha mostrado partidario del "diálogo y la negociación" para solucionar las relaciones entre el Estado y Cataluña.
"Creo que la situación que ha llevado a Cataluña a donde está requiere que los ciudadanos vuelvan a ser convocados, aunque sólo sea porque el Tribunal Constitucional cambió un Estatuto que había sido votado por la mayoría de los ciudadanos", ha afirmado Álvarez en una entrevista en RNE recogida por Europa Press.
Eso sí, al ser preguntado por si el sindicato es partidario de celebrar este referéndum de independencia, ha defendido que "las decisiones unilaterales" no llevarán "a ningún sitio" ni a Cataluña ni a España.
"En Cataluña hacen falta menos titulares y más negociación", ha aseverado. Con todo, opina que tanto Cataluña como España "están perdiendo demasiadas energías" y que del problema "no se va a salir si no es con negociación".
RELACIÓN "POSITIVA" CON LA GESTORA DEL PSOE
Preguntado por las relaciones entre UGT y el PSOE, Álvarez ha dicho que el sindicato es "autónomo e independiente", que tiene "una mejor o peor relación" con los partidos en función de las políticas que practica.
Sin embargo, ha afirmado que la relación con la Gestora del PSOE es "positiva" y "será positiva si van en la buena dirección", es decir, en la medida de que puedan continuar manteniendo los compromisos que adquirieron en la pasada campaña electoral.
"El sindicalismo puso veinte puntos antes de las elecciones cuestiones que pedíamos que fuesen objeto de cambio, en la media que PSOE o Unidos Podemos o cualquier otro grupo parlamentario lo mantengan vamos a poder mantener una buena relación", ha concluido.