Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Albiol (PP) cree que anunciar la compra de urnas es como comprar un coche sin carné

Avisa de que la prohibición del referéndum afecta a instituciones, funcionarios y empresas
El presidente del PP de Cataluña, Xavier García Albiol, ha comparado este viernes el anuncio de la Generalitat de iniciar los trámites para adquirir unas urnas de cara al referéndum con una personas que va a un concesionario y se compra un coche sin tener carné: "Se lo venderán, pero no saldrá por la puerta conduciendo".
Lo ha dicho en una rueda de prensa en la que se ha referido con ironía al "anuncio del anuncio de la convocatoria de un posible concurso para comprar unas urnas", y ha recordado que la celebración del referéndum está prohibida.
"Queda prohibido cualquier tipo de acto tendente a propiciar, desde el punto de vista logístico, el referéndum y esta prohibición no es sólo para políticos --no es sólo para Puigdemont y Junqueras-- es para las instituciones, para los funcionarios, para particulares y empresas y, si se llega a incumplir, no tengan duda de que tendrán problemas con la justicia", ha avisado el presidente popular.
Preguntado por si llevarán a cabo alguna actuación cuando el Govern publique en el Diari Oficial de la Generalitat la licitación del concurso de las urnas, ha dicho que darán conocimiento al Gobierno de lo que sucede "para que también actúen en el margen de su capacidad".
Preguntado por su opinión sobre las elecciones francesas que tendrán lugar el domingo, ha dicho sin citar a la candidata del Frente Nacional, Marine Le Pen, que su partido rehuye las posiciones más radicales: "No me gustan los extremos, de ningún lado. Aceptaremos la decisión que tomen los franceses, pero el PP no apuesta por políticas extremistas".