Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 15-M vuelve a la Puerta del Sol a exigir "una democracia real"

Aniversario del 15-MGtres

El movimiento 15-M vuelve a la madrileña Puerta del Sol a pedir, como ya hiciera en sus orígenes, "una democracia real" que acabe con el "sistema fallido" y "corrupto" y el "régimen de mafias" en el que, a su juicio, se ha convertido España.

Para ello, han convocado a partir de las 19.00 horas una concentración en la emblemática plaza, símbolo ya del movimiento, bajo el lema 'Fuera mafia, hola democracia". "Echar a la mafia será un primer paso necesario en el camino hacia nuestra soberanía", señalan en el manifiesto elaborado para la ocasión.
Según ha explicado el miembro de Democracia Real Ya Kike Castelló, la reivindicación es la misma que hace dos años porque los ciudadanos siguen sin tener ni "voz" ni "voto" en la toma de decisiones y es necesario seguir denunciado que no son "mercancía en manos de políticos y banqueros".
"Estamos viendo cómo institución tras institución es un hervidero de corrupción y de amiguismo, de algo que no es lo que nosotros entendemos como democracia", ha asegurado, para añadir que lo que piden es hacer "borrón y cuenta nueva" del sistema vigente mediante la puesta en marcha de un proceso constituyente. "No nos vale la Constitución porque además no se ha cumplido", ha apostillado.
"La solución nunca vendrá de arriba, de quienes forman parte de esta cleptocracia. Es nuestro turno", aseguran en el manifiesto. "Ha de abrirse un debate amplio para dar inicio a un proceso constituyente basado en una democracia real que nos permita decidir sobre nuestro futuro político, económico y social", añaden.
Marcha hacia Plaza de España y el Senado
Aunque la idea inicial es concentrarse en la Puerta del Sol, los indignados madrileños animan a las mareas y colectivos que se sumen este sábado a la protesta a llevar a cabo acciones paralelas y marchas en otros puntos de Madrid. Para ello, sugieren diferentes escenarios, como por ejemplo, las sedes del PP y el PSOE, la de la CEOE, el Banco de España o el Congreso de los Diputados.
Por su parte, la vertiente madrileña del 15-M 'Acampada Sol' ya ha anunciado que tras reunirse en Sol iniciarán una marcha hacia Plaza de España, donde, según ha explicado Kike Castelló, se encuentran dos de los símbolos de la situación por la que atraviesa España: por un lado, el edificio España, "en manos de la familia Botín y abandonado", y por otro, el Senado, "una cámara que no tiene ningún tipo de utilidad, donde van los políticos a punto de jubilarse a no hacer nada".