Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Trump mantiene sus promesas, salvo la de encarcelar a Clinton

Acompañado por su familia y en horario de máxima audiencia, en su primera entrevista en televisión como presidente electo, Donald Trump ha comenzado a detallar cómo cumplirá sus polémicas promesas de campaña. Lo primero que va a hacer es deportar a entre dos y tres millones de inmigrantes ilegales. Aunque reconoce que no todos son delincuentes, va a expulsar o encarcelar a los que tengan antecedentes penales. El muro en la frontera con México también lo levantará pero en algunas partes sólo será una valla. También va a derogar la reforma sanitaria de Obama aunque no será por completo como dijo. A Hilary Clinton ya no quiere encarcelarla por los correos electrónicos. Además, el magnate renuncia a su salario como presidente y dice que cobrará simbólicamente 1 dólar al año. Sin salir de su piso, Trump suaviza su tono al tiempo que recibe al primer líder político europeo, al eurófobo británico Nigel Farage. Una reunión vista con preocupación desde Bruselas. Los ministros de Exteriores se han reunido de urgencia en la cena informal para hacer balance de las elecciones de Estados Unidos.