Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 70% de los trabajadores de contact center secunda la segunda jornada de paros, según UGT

Alrededor del 70% de los trabajadores del sector de contact center, que ascienden a más de 70.000, han secundado la segunda jornada de paros convocados por los sindicatos UGT, CCOO y CGT, según ha informado la Federación de Servicios, Movilidad y Consumo de UGT (FeSMC-UGT) en un comunicado.
La formación sindical destaca que en esta segunda jornada del calendario de movilizaciones se ha visto incrementada la participación de los trabajadores, "que lejos de amedrentarse por las veladas presiones de las empresas, han participado con más firmeza".
UGT remarca que las grandes compañías clientes de las empresas de contact center han sido las más perjudicas por los paros, principalmente las operadoras de telefonía (Movistar, Orange y Vodafone), donde el seguimiento ha sido casi del 90%.
Las movilizaciones culminaran el próximo 6 de Octubre con una huelga convocada de 24 horas, con la que buscan frenar a la patronal (ACE) del sector en su objetivo de recortar los derechos de los trabajadores, "que de por sí ya padecen un alto nivel de precariedad" con jornadas a tiempo parcial no deseadas, bajos salarios y la aparición de empresas "piratas".
La FeSMC-UGT denuncia el abuso en la organización del trabajo, por lo que miles de trabajadores no pueden planificar su vida con más de siete días de antelación, o la presión "excesiva" para atender el mayor número de llamadas, llegando a fiscalizar el tiempo de los teleoperadores "cuando se levantan para atender las necesidades que tienen como cualquier ser humano".
El sindicato ha planteado soluciones y alternativas en la mesa de negociación del Convenio Colectivo de Contact Center, que dignifican las condiciones de los trabajadores, pero que hasta ahora la patronal no ha atendido.
Entre ellas se encuentran un porcentaje obligatorio de contratados a jornada completa, la limitación de la contratación de ETTs a determinados supuestos puntuales, cláusulas que eviten la competencia desleal, sacar del limbo legal a los contratados por obra antes del 18 de junio del 2010 e implementar medidas para evitar el alto nivel de riesgos psicosociales que padecen los trabajadores del sector.