Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 90% de la plantilla de Fujitsu respalda el ERE acordado entre empresa y sindicatos para 160 trabajadores

La plantilla de Fujitsu ha respaldado en referéndum el preacuerdo alcanzado entre la dirección de la compañía y los representantes de los trabajadores sobre el Expediente de Regulación de Empleo (ERE), que afectará a hasta 160 trabajadores, con un porcentaje de respaldo del 90%, según informa UGT en un comunicado.
Las asambleas de trabajadores han sido informadas en los últimos días sobre el contenido del preacuerdo, que recoge una reducción del 20% en el número de trabajadores afectados inicialmente e indemnizaciones de 45 días por año con un tope de 30 mensualidades además de cantidades lineales por tramos de antigüedad de hasta 6.000 euros, entre otros puntos.
El referéndum sobre el preacuerdo alcanzado por la dirección de la empresa con UGT, CCOO y USO se ha llevado a cabo este miércoles una vez finalizadas las asambleas informativas convocadas en todos los centros y ha contado "con una amplia participación".
Además de la reducción del número de afectados y las indeminizaciones, el preacuerdo también fija un periodo de voluntariedad e intercambiabilidad que se canalizará a través de una comisión de seguimiento y que se estima tendrá una duración de una semana. El objetivo es que la gran mayoría de expedientes estén ejecutados antes de junio.
Otra los puntos incluidos supone la creación de un plan de renta a partir de los 55 años de edad y 15 años de antigüedad, por tramos de edad, que garantiza como mínimos el 80% del salario neto, porcentaje que asciende hasta el 90% para los mayores de 59 años, y una revalorización del 2% anual.
El preacuerdo con la dirección de la empresa fue alcanzado en la noche del pasado 17 de abril por unanimidad de los 13 miembros de la comisión negociadora, lo que viene a demostrar "el grado de implicación de ambas partes en la resolución satisfactoria del procedimiento de despido colectivo".
UGT remarca que con el preacuerdo se "rompe una vez más con los topes impuestos por la reforma laboral" y demuestra su ineficacia, así como la necesidad de mantener el diálogo con las organizaciones sindicales para abordar situaciones delicadas en empresas "con garantías de encontrar el necesario equilibrio entre los intereses de la empresa y de los trabajadores".