Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La agencia hipotecaria pública de EEUU invierte apostando a que los estadounidenses no podrán pagar sus hipotecas

"Estamos sorprendidos de que hayan hecho esto. Está muy lejos de los objetivos, lejos del mandato del Congreso"

La agencia hipotecaria pública Freddie Mac, un organismo creado para facilitar el acceso a la vivienda a los estadounidenses, ha invertido miles de millones de dólares apostando a que los prestatarios de las hipotecas no podrán pagar sus costes ni renegociarlas aun con los actuales bajos tipos de interés, según revela una investigación de la radio pública estadounidense NPR en colaboración con la agencia periodística de investigación ProPublica.
A pesar de que son legales, estas inversiones provocan un claro conflicto con la misión para la que fue creada Freddie Mac por una ley aprobada por el Congreso estadounidense en 1970.
La Corporación Federal para el Préstamos Hipotecarios (Freddie Mac) tiene "la misión pública de estabilizar los mercados hipotecarios para vivienda y mejorar las oportunidades de acceso a la vivienda en propiedad", explica la propia organización en su página web.
"Estamos sorprendidos de que hayan hecho esto. Está muy lejos de los objetivos, lejos del mandato del Congreso", ha declarado el responsable de hipotecas de la empresa de análisis financiero PIMCO, Scott Simon.
Los documentos hechos públicos por la propia Freddie Mac revelan que está invirtiendo activos en complejos valores financieros hipotecarios que son más rentables si los prestatarios con altos tipos de interés no logran refinanciar sus deudas. Esta política "les pone directamente en contra de los propietarios de casas", ha explicado Simon.
Los titulares de las hipotecas con altos tipos de interés intentan renegociar sus deudas ante la bajada del precio del dinero, pero las entidades bancarias se niegan alegando la normativa vigente. Precisamente Freddie Mac es una de las instituciones que podría modificar esta normativa.
"Freddie Mac ha impedido a los propietarios aprovecharse de los tipos hipotecarios actuales y después ha apostado por ello", ha explicado Alan Boyce, un antiguo agente de valores financieros que trabaja en casos de refinanciación, en declaraciones a la NPR.
Desde el propio organismo alegan que los responsables de inversiones de la compañía están "aislados" de quienes deciden la normativa.
Además, sostienen que han apoyado "activamente" la refinanciación de las hipotecas y recuerda que el año pasado cientos de miles de prestatarios se beneficiaron de estas refinanciaciones a intereses más bajos. Sin embargo, impone estrictas restricciones y coste en forma de comisiones para acometer estas refinanciaciones, que según los expertos podrían haber sido muchas más.