Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las exportaciones alemanas se desplomaron en julio tras la victoria del 'Brexit'

Alemania exportó durante el pasado mes de julio bienes por valor de 96.400 millones de euros, una cifra un 10% inferior a la del mismo mes de 2015, lo que supone la mayor caída interanual de las ventas alemanas al exterior desde 2009, según los datos publicados por la Oficina Federal de Estadística (Destatis).
En comparación con el mes de junio, las exportaciones alemanas experimentaron una caída del 2,6%, según los datos ajustados estacionalmente, su mayor retroceso mensual desde agosto de 2015.
Por su parte, las importaciones de Alemania sumaron en julio un total de 76.900 millones de euros, un 6,5% por debajo de la cifra de un año antes y un 0,7% menos que en junio.
De este modo, la balanza comercial alcanzó un superávit de 19.500 millones de euros en julio, por debajo de los 24.800 millones del saldo positivo de julio de 2015. En términos ajustados y corregidos estacionalmente, el superávit comercial fue de 19.400 millones de euros en julio.
Según los datos de Destatis, las exportaciones de Alemania hacia países de la UE sumaron en julio 56.300 millones de euros, un 7% menos que un año antes. De esta cifra, un total de 35.500 millones fueron ventas a la eurozona, un 6% menos que en julio de 2015, mientras que las exportaciones a países de la UE ajenos a la eurozona sumaron 20.800 millones, un 8,8% menos que un año antes.
No obstante, el mayor retroceso de las exportaciones alemanas en julio correspondió a las ventas a países de fuera de la UE, con una caída interanual del 13,8%, hasta 40.100 millones de euros.
En cuanto a las importaciones, Alemania adquirió bienes por valor de 51.300 millones de euros a sus socios de la UE, un 4,5% menos. Las importaciones procedentes de la zona euro bajaron un 4,4% interanual y las del resto de países de la UE cayeron un 4,8%. Por su parte, las compras en marcados ajenos a la UE disminuyeron un 10,1%.