Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los bancos de la eurozona mejorarán sus condiciones de préstamo en el primer trimestre de 2017, según BCE

Los bancos de la zona euro serán algo menos exigentes en sus condiciones para conceder préstamos durante los tres primeros meses del año, trimestre en el que esperan un incremento de la demanda de crédito por parte de empresas y familias, según revela la última edición de la encuesta de préstamos bancarios elaborada por el Banco Central Europeo (BCE).
No obstante, a pesar de las mejores expectativas para el primer trimestre de 2017, en los tres últimos meses del año pasado las entidades de la zona euro endurecieron las condiciones de los préstamos a las empresas, el primer empeoramiento de la financiación corporativa en tres años.
En este sentido, el BCE explicó que las mayores restricciones de préstamo a las empresas se debieron principalmente al considerable empeoramiento observado en Países Bajos, donde los bancos mostraron una menor tolerancia al riesgo, algo que en menor medida también fue apreciable en España.
En cuanto a los préstamos a hogares para la compra de vivienda, los criterios de crédito se mantuvieron estables a nivel de la zona euro, aunque las entidades de la región expresaron su confianza en que estas condiciones seguirán mejorando a lo largo del primer trimestre de 2017.
En concreto, en el cuarto trimestre de 2016 las entidades consultadas indicaron que la competencia y la percepción del riesgo contribuyeron al alivio de las condiciones de concesión de hipotecas, mientras la tolerancia al riesgo de las entidades fue un factor que, por el contrario, impulsó cierto endurecimiento de estos criterios.
DEMANDA.
Por otro lado, la encuesta del BCE constata que la demanda de préstamos por parte de las empresas siguió aumentando durante el cuarto trimestre de 2016 en el conjunto de la eurozona, algo que las entidades consultadas confían en que continuará durante el primer trimestre de 2017.
Asimismo, la demanda de hipotecas por parte de las familias de la zona euro también registró un fuerte incremento, así como en el caso de la demanda de crédito al consumo, tendencia que los bancos consultados esperan que continuará en el trimestre actual.
Las 139 entidades que han tomado parte en la encuesta del BCE atribuyeron al bajo nivel de los tipos de interés, las fusiones y adquisiciones y la refinanciación de deuda esta evolución de la demanda de préstamos por parte de las empresas, mientras que la contribución de positiva relacionada con la inversión fija "siguió siendo muy pequeña".
A su vez, en el caso de la demanda de hipotecas por parte de las familias de la zona euro, la encuesta apunta a que su aumento vino estimulado por el bajo nivel de los tipos de interés y las perspectivas favorables del mercado inmobiliario, así como por la mayor confianza de los consumidores.