Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las canadienses Agrium y PotashCorp se fusionan para crear un gigante de los fertilizantes de 32.000 millones

Los consejos de administración de las compañías canadienses PotashCorp of Saskatchewan y Agrium han acordado por unanimidad su fusión "entre iguales" para crear una nueva sociedad, cuyo valor pro forma alcanzará los 36.000 millones de dólares (unos 32.000 millones de euros), convirtiéndose en el mayor fabricante mundial de fertilizantes.
Según los términos de la fusión pactados entre ambas compañías, los accionistas de PotashCorp recibirán 0,400 acciones comunes de la nueva sociedad por cada título de la empresa en su poder, mientras que los partícipes de Agrium recibirán 2,230 acciones de la nueva empresa.
De este modo, los accionistas de PotashCorp controlarán aproximadamente un 52% del capital de la nueva sociedad y los accionistas de Agrium serán propietarios del 48% restante.
La nueva compañía será el mayor fabricante de fertilizantes del mundo y la tercera mayor empresa de recursos naturales de Canadá, con una plantilla de alrededor de 20.000 trabajadores, operaciones e inversiones en 18 países y un valor pro forma de unos 36.000 millones de dólares estadounidenses.
Asimismo, teniendo en cuenta sus últimos resultados, la facturación pro forma de la firma en 2015 habría sumado 20.600 millones de dólares (18.230 millones de euros) y un resultado bruto de explotación (Ebitda) de 4.700 millones de dólares (4.160 millones de euros) antes de tener en cuenta sinergias.
La nueva compañía tendrá a Jochen Tilk, presidente y consejero delegado de PotashCorp, como presidente ejecutivo, mientras que su homólogo en Agrium, Chuck Magro, ocupará el cargo de consejero delegado.
Tras el cierre de la operación, previsto para mediados de 2017, la nueva compañía tendrá su sede en la localidad canadiense de Saskatoon y mantendrá oficinas tanto en Saskatoon como en Calgary.
"Nuestra fusión crea una nueva empresa de primer nivel con sede en Canadá que refleja nuestro compromiso común para generar valor y desbloquear el potencial de crecimiento para nuestros accionistas", declaró Jochen Tilk.
Por su parte, Chuck Magro destacó el carácter "transformacional" de la fusión, que generará beneficios y oportunidades de crecimiento que ninguna de las dos empresas podría alcanzar de manera independiente.