Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los autónomos ven "claros signos de agotamiento" en afiliación y piden el fin de la parálisis política

Las principales organizaciones de autónomos perciben "claros signos de agotamiento" en la afiliación de los trabajadores por cuenta propia, al caer en 13.300 personas en agosto, por lo que piden poner fin a la parálisis política.
En una nota, el secretario general de UPTA, Eduardo Abad, señala que el periodo estival se ha convertido en un verano "altamente destructivo" para el trabajo autónomo y ve "urgente" que la Administración analice en profundidad las causas de esta "alta siniestralidad" en el trabajo autónomo.
Para Abad los datos de agosto son "altamente preocupantes", ya que siendo este verano uno de los mejores para el sector turístico español y para el sector hostelero, "no lo ha sido para el trabajo autónomo de este ramo, dato que viene a refrendar la tendencia negativa experimentada desde el inicio de este periodo".
Por ello, urge a tomar medidas encaminadas a consolidar las actividades ya existentes, además de reforzar las políticas de emprendimiento, cambiando "la cantidad por la calidad en el autoempleo".
En esta línea, la secretaria general de UATAE, María José Landaburu, explica que es habitual la caída de los autónomos en agosto, siendo "similar a la del año pasado", si bien ve "preocupante" que el crecimiento de autónomos muestre "claros signos de agotamiento"
En concreto, apunta que los datos de los ocho primeros meses del año reflejan un crecimiento inferior en 17.171 personas al del mismo período de 2015 y en términos anuales el incremento es la mitad que el del año anterior.
Asimismo, ha señalado que se está produciendo una "importante rotación" en el trabajo por cuenta propia, ya que muchas actividades emprendidas en la crisis están teniendo "muchas dificultades para su consolidación".
Así, pide centrarse en solucionar los dos problemas fundamentales para los trabajadores por cuenta propia y las microempresas: las dificultades de financiación y en reactivar la economía impulsando el consumo y la demanda interna, mejorando las rentas de asalariados y autónomos.
LA INCERTIDUMBRE "AGRAVA" LA SITUACIÓN DE LOS AUTÓNOMOS.
De su lado, el presidente de ATA, Lorenzo Amor, valora que la creación de empleo tiene "más luces que sombras", pero advierte de que "el motor de la creación de empleo no va a mantenerse constante si no le ponemos combustible, si no tomamos medidas" y se constituye un Gobierno en plenas funciones.
"La caída de afiliación de autónomos hace patente la necesidad de acabar con la parálisis política y la necesidad de tener Gobierno estable que tome nuevas medidas" y fije a los autónomos como objetivo prioritario en su hoja de ruta, ha añadido.
A este respecto, el presidente de UPTA pide "romper con la incertidumbre política que se vive en estos momentos y que sin duda esta ayudando a agravar la situación de los autónomos españoles".