Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Verizon revisará los términos de su oferta de compra por Yahoo tras el hackeo

Verizon revisará los términos del acuerdo para la adquisición de Yahoo tras el robo de datos de más de 1.000 millones de cuentas que ha sufrido el gigante de internet, según informó la compañía.
Verizon, una de las principales compañías de telecomunicaciones de Estados Unidos, acordó el pasado 25 de julio adquirir Yahoo por un total de 4.830 millones de dólares (4.619 millones de euros), pero el hackeo podría rebajar o incluso cancelar la operación.
"Evaluaremos la situación mientras Yahoo prosigue con su investigación", aseguran desde Verizon, para añadir que revisarán en impacto de este suceso antes de alcanzar una decisión definitiva.
Las acciones de Yahoo, uno de los pioneros de internet, se han depreciado en torno a un 5% desde el pasado miércoles, cuando anunció del robo de información de sus usuarios.
En un comunicado publicado en su propia página web, Yahoo señaló que tras haber realizado un análisis exhaustivo de los datos de que disponían, creen que una "tercera parte no autorizada" robó esta información en agosto de 2013, señalando que se trata de un "incidente probablemente diferente" al que salió a la luz el pasado mes de septiembre.
Yahoo ya confirmó entonces que su servicio había sufrido un hackeo sin precedentes, por el que más de 500 millones de cuentas de usuarios habían sido robadas en 2014.
La compañía explicó que entre los datos sustraídos se encuentran nombres, direcciones de correo electrónicos, números de teléfono, fechas de nacimiento, contraseñas encriptadas y, en algunos casos, preguntas de seguridad o respuestas, ya sean encriptadas o sin encriptar.
"La investigación indica que entre la información robada no hay contraseñas sin encriptado, datos de pagos con tarjetas bancarias o cualquier tipo de información bancaria", aseguró la empresa, ya que cree que el sistema que alberga esta información no se ha visto afectado.