Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE eleva desde este jueves el precio de retirada de frutas y hortalizas en situaciones de crisis

Las nuevas normas para las organizaciones de productores de frutas y hortalizas, que elevan las ayudas económicas para la retirada de producto de mercado en situaciones de crisis y reducen las cargas administrativas, entran en vigor en la Unión Europea a partir de este jueves, 1 de junio.
Según ha informado este miércoles Bruselas en un comunicado, el objetivo de esta modificación de las reglas es hacer más atractivas las organizaciones de productores a los no miembros y al mismo tiempo mejorar el funcionamiento de esquema actual de gestión del mercado.
El Ejecutivo comunitario calcula que un total de 3,4 millones de explotaciones agrarias en todo el bloque comunitario producen frutas y hortalizas por valor de 47.000 millones de euros al año. Asimismo, existen en la UE cerca de 1.500 organizaciones de productores que representan el 50% de la producción europea de frutas y hortalizas.
En concreto, las reglas elevan el precio de la ayuda disponible para la retirada del mercado de frutas y verduras por sucesos imprevistos del 30% al 40% de la media del mercado de los últimos cinco años para distribución gratuita. El incremento será del 20% al 30% en el caso de la retirada destinada a la elaboración de piensos, compost o destilación.
Por otro lado, con el objetivo de aumentar el interés para formar parte de organizaciones de productores, la Comisión Europea propone dotar de mayor claridad las actuaciones que pueden optar a una ayuda con fondos europeos y fija en el 25% el porcentaje máximo de la producción que puede ser comercializado fuera de la organización.
Finalmente, las nuevas reglas simplifican y aclaran la legislación relativa a las organizaciones de productores multinacionales y a sus asociaciones, por ejemplo, vinculando los controles y los pagos al territorio en el que una organización multinacional concreta ejecuta una acción.