Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El TUE dictamina hoy si los bancos deben devolver todo lo cobrado de más por las cláusulas suelo

El abogado general avaló una "limitación en el tiempo" de los reembolsos
El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) dictaminará este miércoles si es posible aplicar una retroactividad limitada en el tiempo para calcular las cantidades que los bancos deben devolver a los afectados por las cláusulas suelos o si, por el contrario, las entidades financieras deben reembolsar todo el dinero desde el inicio de cada contrato hipotecario.
El Tribunal Supremo consideró como abusivas estas cláusulas, al entender que los consumidores no habían sido informados de la carga económica y jurídica que se les imponía, pero fijó en la fecha de la sentencia, el 9 de mayo de 2013, la retroactividad máxima para que su nulidad sólo tuviera efectos de cara a futuro.
La justicia europea debe resolver los tres asuntos acumulados, que afectan a Cajasur, BBVA y Banco Popular, después de que un juzgado de Granada y la Audiencia Provincial de Alicante, ante quienes se han planteado los casos, preguntaran al TUE si la nulidad a partir de la fecha que se dictó sentencia es compatible con la normativa comunitaria.
En el caso también están personados la Abogacía del Estado, que defiende la sentencia del Supremo y, por tanto, limitar en el tiempo la devolución de las cantidades a los afectados, y la Comisión Europea, cuyos servicios jurídicos consideran que los bancos deben reintegrar la totalidad de los importes cobrados de más.
El abogado general del TUE Pablo Mengozzi publicó el pasado 13 de julio sus conclusiones sobre el asunto, que no son vinculantes pero que el tribunal suele seguir en la mayoría de los casos. En ellas, Mengozzi avaló aplicar una retroactividad limitada en el tiempo.
En opinión del letrado, tal limitación es "compatible" con la directiva europea que regula las cláusulas suelo, que, a su juicio, "no determina las condiciones" en las que un órgano jurisdiccional puede limitar los efectos de las resoluciones.
Por tanto, Mengozzi concluyó que corresponde al ordenamiento jurídico interno precisar las condiciones, siempre que se respeten los principios de equivalencia y de efectividad del derecho comunitario. Así, el abogado general determinó que el Tribunal Supremo puede ponderar la protección a los consumidores con las "repercusiones macroeconómicas asociadas" a la amplitud con que se utilizaron las cláusulas suelo.
Si el fallo final del Tribunal de Justicia sigue los pasos de las conclusiones del abogado general, las entidades financieras evitarán tener que pagar hasta 7.500 millones de euros a los afectados por estas cláusulas, según un informe del Banco de España elaborado para esta causa que las partes expusieron en la vista oral que se celebró el 26 de abril de este año. No obstante, un estudio de Goldman Sachs limita el coste adicional para la banca a 3.000 millones.
Entre las entidades que han informado sobre el impacto adicional que podría tener una sentencia a favor de la retroactividad total de las devoluciones destaca BBVA, que ha cifrado su coste máximo en 1.200 millones. Por su parte, Caixabank cree que tendría un efecto sobre sus cuentas de 750 millones y Bankia de 101 millones.