Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los 28 asumen que el TTIP pasará "un tiempo en el congelador" a la espera de que Trump defina su estrategia

Los ministros de Comercio de la Unión Europea han asumido este viernes que el acuerdo de libre comercio que el bloque aspira a pactar con Estados Unidos, conocido como TTIP, pasará "un tiempo en el congelador", a la espera de que el nuevo presidente norteamericano, Donald Trump, asuma su cargo el próximo año.
"Probablemente el TTIP estará un tiempo en el congelador, veremos qué ocurre cuando se descongele", ha ironizado la comisaria de Comercio, Cecilia Malsmtröm, al término de la reunión a Veintiocho.
Aunque las capitales se habían mostrado dividas en los últimos meses en cuanto a las posibilidades de avanzar en este acuerdo, los Veintiocho han apuntado en esta ocasión que "la pelota está en el tejado" de los norteamericanos.
La primera consecuencia ha sido certificar que no habrá más rondas de negociación entre las partes en los meses que quedan de gobierno de Barack Obama, aunque es posible que la comisaria viaje a Washington antes de que acabe este mes de noviembre.
También se esperan contactos "a nivel técnico" de aquí a finales de año, ha explicado Malsmtröm, con el objetivo de afianzar los consensos logrados, aunque la negociación de fondo entre en un "compás de espera", como lo ha definido el ministro de Economía eslovaco y presidente de turno de la UE, Peter Ziga.
Sin embargo, el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz, ha considerado "prematuro" sacar la conclusión de que el pacto transatlántico debe "meterse en un cajón", y ha pedido esperar a "escuchar" qué tiene que decir la nueva Administración Trump.
"No es prudente pensar que los mensajes de la campaña se vayan a traducir de manera literal en políticas", ha considerado García-Legaz, en referencia a los discursos del republicado Donald Trump en contra del libre comercio.
Con todo, el responsable de Comercio español ha considerado que la posibilidad de cerrar un acuerdo ambicioso está "muy lejos", en parte porque falta de tiempo, pero también porque "ha faltado empuje político" por las dos partes.