Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Siemens gana un 25% menos al cierre de su ejercicio fiscal por la ausencia de extraordinarios

El grupo alemán de ingeniería y energía Siemens ha cerrado su ejercicio fiscal con un beneficio neto atribuido de 5.450 millones de euros, una cifra un 25,1% inferior al resultado del año anterior, cuando las desinversiones de su negocio de audición y de su participación en BSH reportaron a la compañía unos ingresos extraordinarios de 3.000 millones.
La cifra de negocio de la multinacional germana al cierre de su ejercicio fiscal alcanzó los 79.644 millones de euros, un 5,3% más que un año antes, mientras que los pedidos recibidos por Siemens aumentaron un 5%, hasta 86.480 millones de euros.
En el último trimestre de su ejercicio fiscal, Siemens obtuvo un beneficio neto atribuido de 1.152 millones de euros, un 20,1% más que en el mismo periodo del año precedente.
Los pedidos de la alemana sumaron en el último trimestre un total de 20.326 millones de euros, un 14,3% menos, mientras que la facturación de Siemens aumentó un 2,9%.
"El ejercicio fiscal que acaba de terminar fue uno de los más fuertes de la historia de nuestra compañía", declaró Joe Kaeser, presidente y consejero delegado de Siemens, subrayando que sin tener en cuenta las desinversiones sería "el mejor".
De cara a 2017, Siemens prevé que el beneficio por acción alcanzará un rango de entre 6,80 y 7,20 euros, frente a los 6,74 euros del último ejercicio.
SACARÁ A BOLSA SU DIVISIÓN DE SALUD.
Por otro lado, Siemens anunció su intención de sacar a Bolsa su división de salud, Siemens Healthineers, con el fin de desarrollar su actividad y dotar al negocio de mayor flexibilidad para implementar sus planes de crecimiento.
"Con este paso, continuamos implementando la estrategia 'Vision 2020' lanzada en mayo de 2014. La salida a Bolsa dotará a Healthineers de mayor flexibilidad para cumplir su estrategia de crecimiento", añadió.
La multinacional subrayó que la salida a Bolsa del negocio de salud representa "el siguiente paso en su fortalecimiento", aunque apuntó que la decisión dependerá también de otras cuestiones, incluyendo el entorno del mercado.