Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Renfe sustituirá en julio todas sus líneas 902 de atención telefónica al viajero

Lanzará un 900 gratuito para atender llamadas por incidencias y reclamaciones
Renfe cambiará el próximo mes de julio todas sus actuales líneas de atención telefónica a los viajeros, que canaliza a través de la numeración 902, con coste para el usuario, de forma que pondrá en servicio nuevos números, que para el caso de llamadas por incidencias y reclamaciones será un 900 gratuito.
El resto de los servicios telefónicos que ofrece la compañía, aquellos destinados a ofrecer información, venta de billetes o a solicitar atención a los viajeros en las estaciones, tendrán un número de teléfono fijo convencional, esto es, una numeración precedida por el correspondiente prefijo provincial.
La compañía ferroviaria pública aprobó el pasado mes de marzo abordar este cambio, que hará efectivo el próximo mes de julio, según informó en un comunicado.
La operadora está actualmente contratando las nuevas líneas telefónicas y "dimensionando" los 'call center' que atenderán las llamadas de los clientes.
El nuevo número 900 gratuito para reclamaciones e incidencias y el resto de numeración fija para los otros servicios que habilitará la compañía sustituirán a los cuatro números telefónicos que tiene actualmente en marcha para atender telefónicamente a los clientes, todos ellos 902.
En concreto, estos cuatro números, que seguirán aún vigentes hasta julio, canalizan, respectivamente, las llamadas relacionadas con información, venta de billetes, estaciones y solicitud del servicio Atendo (la solicitud de ayuda para viajeros con algún tipo de discapacidad).
CAMPAÑA INFORMATIVA.
Una vez que se pongan en servicio los nuevos números, Renfe lanzará una campaña informativa para darlos a conocer entre los usuarios a través de distintos canales, incluida su página de Internet, uno sus principales vehículos de comunicación con los viajeros, dado que registra unos trece millones de visitas mensuales.
La puesta en marcha de la nueva numeración se ha fijado para julio, porque es cuando se espera que culmine el traspaso a Renfe de todo el sistema y canal de venta de billetes, y su correspondiente personal.
Todo este servicio estaba hasta ahora integrado en Adif, compañía titular y gestor de las infraestructuras ferroviarias, y a comienzos de este año, tras el correspondiente acuerdo, comenzó a pasarse a Renfe, que es la que explota el servicio de transporte.