Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy certifica que "2013 será mejor" y que dentro de poco España va a superar la crisis

Mariano Rajoy, en Barcelona. Foto: EFEcuatro.com

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha certificado este sábado en Barcelona que "2013 será mejor que este año y dentro de poco España va a superar la crisis".

En su intervención en la clausura de la 19 Intermunicipal Popular, Rajoy ha lanzado un mensaje de confianza hacia las posibilidades de la economía española de superar la crisis, y prueba de ello señala que es el incremento de las exportaciones.
Si el Gobierno ya admitió que 2012 "no iba a ser bueno", en 2013 las perspectivas son mejores: "Sabemos que estamos caminando por el buen camino", ha asegurado.
Según Rajoy, hay varios indicadores que arrojan buenas perspectivas: se reduce el déficit, las exportaciones se están incrementando y por vez primera, la balanza comercial en relación a la zona euro es positiva y, todo ello, es la "vía para recuperar pronto el crecimiento económico y el empleo", ha asegurado.
Defiende las reformas
Rajoy ha defendido las reformas que ha hecho, "que había que hacerlas porque son las que necesita España", pese a que no son las medidas que él querría o que había planteado en la campaña electoral que le aupó a la presidencia del Gobierno.
Ha hecho gala de que en la toma de decisiones ha hecho lo que debía hacer, evitando perjuicios partidistas e ideológicos, y que él, su partido y el Gobierno está consiguiendo "cumplir" con sus obligaciones.
Prueba de ello serán los resultados: "2013 será mejor" que 2012, ha asegurado Rajoy, indicando que la actual ha sido una de las crisis más complicadas de las últimas décadas para la historia de España, pero que pese a ello, el país irá hacia adelante.
El presidente del Gobierno ha admitido que pese a que empiezan a haber buenas perspectivas, la situación sigue siendo difícil: "Lo que pasa lo sabemos todos: hay muchos españoles que quieren trabajar y no pueden, hay crecimiento económico negativo, hay personas que viven en situaciones de dificultad y hay problemas para financiarse".
"Estamos trabajando con enorme intensidad para atajar causas de la situación y estamos sentando las bases para la recuperación de la economía española y llegar a una etapa de crecimiento sano, sostenido y estable", ha señalado.
Ha recordado cuáles son las causas de la situación actual: un "déficit público descomunal, una deuda externa que es enorme y una economía que no vio cómo no se hacían reformas en ocho años".
A ello se añaden otros elementos, como que no se reformó el sistema financiero en 2008, cuando lo hicieron otros países de la UE.