Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las pensiones subirán en 2014 el mínimo previsto, un 0,25%

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha entregado en el Congreso de los Diputados el proyecto de Ley de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2014, dando así el pistoletazo de salida a la tramitación de las cuentas del próximo ejercicio. Las pensiones, el desempleo y el pago de los intereses de la deuda pública 'se comen' más de la mitad del gasto presupuestario previsto para el año 2014. Según estas nuevas cuentas, las pensiones contributivas subirán un 0,25%, el mínimo previsto en la nueva reforma del Gobierno, el presupuesto de la Casa del Rey bajará un 2%, las subvenciones a partidos aumentan a 84,7 millones y el Estado abonará 158,4 millones de euros a la Iglesia, entre otras partidas.

En concreto, estas tres partidas suman un total de 193.801 millones de euros, lo que representa el 54,6% del gasto total contemplado en los Presupuestos, que asciende 354.622,1 millones de euros, un 2,7% más que en 2013.
El gasto en pensiones, prestaciones por desempleo e intereses de la deuda, las partidas más cuantiosas junto con las transferencias a las Administraciones Públicas, subirá el próximo año un 3,5% en comparación con 2013.
El mayor gasto del presupuesto corresponde a las pensiones, que se llevan 127.483,83 millones de euros, lo que representa un crecimiento del 4,9% respecto al año anterior y el 35,9% del gasto total. El Gobierno prevé subir las pensiones un 0,25% en 2014.
Con esta revalorización, y teniendo en cuenta también la previsión de incremento del número de pensionistas y la variación de la pensión media, el Gobierno prevé un gasto en prestaciones contributivas de 112.102,61 millones de euros, un 5,4% más.
Sumando prestaciones contributivas y no contributivas, el gasto destinado por la Seguridad Social será de 127.483,8 millones de euros, lo que supone un incremento del 4,9%.
Por su parte, la partida de desempleo cuenta con una asignación de 29.727,53 millones de euros, un 10,1% más y el 8,4% del total. En cuanto a la deuda pública, los intereses se elevarán a 36.590 millones de euros, un 5,2% menos y el 10,3% del gasto total. Además, esta cifra equivale al 3,5% del PIB.
DESCIENDE EL PRESUPUESTO DE LA CASA DEL REY
Por otra parte, el presupuesto de la Casa del Rey para 2014 bajará un 2 por ciento con respecto al año anterior, según ha propuesto el Gobierno en su proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE), que ha llegado hoy al Congreso de los Diputados.
Así, el dinero que el Estado transferirá el año próximo a la Casa del Rey ascenderá a 7,77 millones de euros frente a los 7,93 del ejercicio anterior. Este es el cuarto año consecutivo en que se propone rebajar la partida destinada a la Casa de Su Majestad.
EL GASTO SOCIAL CRECE UN 4,4%.
El Gobierno defiende en su proyecto que el gasto social supone el 52,6% del presupuesto consolidado, con 186.581,77 millones de euros, lo que representa un incremento del 4,4%, propiciado principalmente por la mayor asignación a pensiones y desempleo.
Además, de las pensiones y de las prestaciones para desempleo, el Ejecutivo aumenta el presupuesto de otras políticas de gasto social, como Fomento del desempleo, que crece un 7,9% hasta 4.073,52 millones de euros, y Acceso a la vivienda y fomento de la edificación (+4,4%, 799,64 millones de euros).
En cuanto a las actuaciones de carácter económico, baja un 8,6% el gasto en infraestructuras (5.452,44 millones de euros), pero crecen un 36,8% las subvenciones al transporte (1.614,16 millones). También sube un 0,8% Agricultura, Pesca y Alimentación (7.720,53 millones), y registra un fuerte incremento del 26,4% Industria y Energía, hasta 5.781,59 millones de euros.
En Comercio, Turismo y pymes el presupuesto crece un 5%, con 934,2 millones de euros), mientras que el gasto en investigación civil se sitúa en 5.633,15 millones, un 1,3% más, y el de investigación militar aumenta un 39,5%, con 506,84 millones.
Por lo que respecta a los servicios públicos básicos, el presupuesto desciende en todos los apartados, con una reducción del 2,7% en Justicia (1.500,75 millones), del 2,3% en Defensa (5.654,45 millones), del 0,3% en Seguridad ciudadana e instituciones penitenciarias (7.880,95 millones) y del 6,7% en Política Exterior (1.395,19 millones).
MONTORO ENTREGA LOS PRESUPUESTOS
Como es habitual, el ministro Montoro ha posado ante los fotógrafos en el Patio de Floridablanca de la Cámara Baja, acompañado por sus tres secretarios de Estado: de Presupuestos, Marta Fernández Currás; de Hacienda, Miguel Ferre; y de Administraciones Públicas, Antonio Beteta.
Esta vez, sin embargo, Montoro no ha posado con ninguno de los elementos del Presupuesto, cosa que sí ha hecho tras entregar al presidente del Congreso el código QR, el 'pen drive' y los tomos que recogen el detalle de las cuentas públicas en la Sala de Pasos Perdidos.
A dicho acto han asistido también otros responsables del Ministerio de Hacienda y los diputados 'populares' de la Comisión de Presupuestos, cuyo presidente, el socialista Alfonso Guerra, no ha estado sin embargo presente para escenificar la entrega de los Presupuestos como es habitual.
TRAMITACIÓN PARLAMENTARIA
Tras el registro del proyecto de ley, el Congreso empezará su tramitación esta misma semana, con las comparecencias en la Comisión de Presupuestos de los ministros y de otros responsables como el gobernador del Banco de España.
El debate de las enmiendas de totalidad en el Pleno se celebrará la semana del 22 al 24 y la semana siguiente la comisión parlamentaria comenzará a revisar las enmiendas parciales que presenten los grupos, de tal modo que el dictamen quede aprobado en el órgano que preside Alfonso Guerra en la primera semana de noviembre, para ser elevado y discutido en el Pleno del 12 al 14 de dicho mes, con presencia de todos los ministros.
Una vez superado ese trámite, el proyecto de ley será remitido al Senado, donde deberá pasar por los mismos pasos. Con las enmiendas que se incorporen en la Cámara Alta, los Presupuestos regresarán al Congreso, que someterá el texto a un nuevo debate en Pleno previo a su aprobación definitiva, que tendrá lugar en la última sesión del año, en la semana del 17 al 19 de diciembre, para que puedan entrar en vigor el 1 de enero.