Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy no prevé pedir el rescate en lo que queda de año si la prima se mantiene

Rajoy informa sobre el último Consejo Europeo en el Congresocuatro.com

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que no renuncia a pedir el rescate para aliviar la presión sobre la deuda española si resulta necesario para el país, igual que pidió la asistencia financiera. No obstante, previamente fuentes de Moncloa han asegurado que Rajoy no prevé pedir ayuda financiera a la UE en lo que queda de año por entender que las necesidades de financiación están cubiertas.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que no renuncia a pedir el rescate para aliviar la presión sobre la deuda española si resulta necesario para el país, igual que pidió la asistencia financiera.
"A mi nadie me habrá odio decir nunca que yo renuncio a utilizar este instrumento", ha dicho Rajoy en el Pleno del Congreso, donde ha considerado "muy positivo" que el Banco Central Europeo (BCE) haya diseñado un instrumento de este tipo para comprar deuda en el mercado secundario.
El jefe del Ejecutivo ha señalado que el instrumento "está ahí" y ha pedido a los grupos que tengan "la total y absoluta certeza" de que lo pedirá si es bueno para los intereses de los españoles. "Si creo que es necesario, lo haré y lo explicaré en esta Cámara", ha subrayado.
Sin embargo, el presidente ha recordado que la petición de ayuda implicaría cierta condicionalidad, que no se conocen las implicaciones que tendría en la prima de riesgo y que cualquier país necesita el apoyo unánime de todos los países de la zona euro.
Previamente a estas declaraciones en le Congreso, fuentes del Palacio de la Moncloa han explicado que Rajoy no prevé pedir ayuda financiera a la UE en lo que queda de año por entender que las necesidades de financiación están cubiertas.
Este mismo lunes, el jefe del Ejecutivo aseguró, en su comparecencia conjunta con el primer ministro italiano, Mariano Monti, que el rescate no es "imprescindible en este momento" para los intereses generales de los españoles.
En medio de las especulaciones de las últimas semanas acerca de cuándo pedirá España esa ayuda, fuentes del Gobierno han subrayado que el Ejecutivo no prevé hacerlo en el corto plazo mientras la prima de riesgo siga en los términos actuales y no se dispare.
En el Gobierno se argumenta que España ya ha colocado alrededor del 96 por ciento de la deuda que tenía previsto emitir a medio y corto plazo este año. Es más, recuerdan que el coste de financiación es ahora incluso menor que hace un año.
Un portavoz oficial del Ejecutivo ha señalado que no pedir el rescate este año no supone "novedad" ni "cambio" con respecto a esas manifestaciones del jefe del Ejecutivo hace tan solo dos días asegurando que no es "imprescindible" en este momento.
Lo prioritario, avanzar en la integración
Fuentes gubernamentales han insistido en que el rescate no soluciona los problemas de la zona euro y que lo prioritario tiene que ser avanzar en la integración europea, en especial en la unión bancaria y fiscal.
En este punto, han recordado que en 1996 la prima de riesgo superaba los 500 puntos pero la "certidumbre" que ofrecía el proceso de construcción europea con la llegada del euro ayudó a superar las dificultades entonces. Ahora tiene que ocurrir lo mismo, en opinión del Ejecutivo.