Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Eurocámara rechaza investigar las ventajas fiscales a multinacionales en Luxemburgo

Juncker asegura que no hay  "conflicto de interés" por el escándalo 'Luxleaks'EFE

La conferencia de presidentes de la Eurocámara -en la que están representados los líderes de todos los grupos políticos- ha rechazado este jueves por segunda vez la petición del grupo de los Verdes de crear una comisión de investigación sobre el caso 'Lux Leaks' y las prácticas de ingeniería fiscal que Luxemburgo autorizó a multinacionales para minimizar su pago de impuestos en Europa mientras el actual presidente de la Comisión, Jean-Claude Juncker, era primer ministro.

Los Verdes, con el apoyo de Izquierda Unitaria y algunos socialistas, habían conseguido reunir un total de 191 firmas de parlamentarios para impulsar esta comisión de investigación (más del 25% necesario). Pero finalmente los grupos políticos que apoyan a Juncker -populares, socialistas y liberales- han aprobado una propuesta alternativa que consiste en una 'comisión especial' sobre fraude y evasión fiscal en Europa.
El Parlamento ya rechazó un primer intento de crear una comisión de investigación el pasado 4 de diciembre. Asimismo, en noviembre rechazo una moción de censura contra la Comisión de Juncker por el caso 'Lux Leaks' por haber sido promovida por los euroescépticos y la ultraderecha.
"Los últimos días han puesto de relieve la increíble energía desplegada por el presidente del Parlamento y los presidente de los tres principales grupos para hacer fracasar una petición de más del 25% de los diputados, que eran todos proeuropeos.
El golpe es fuerte para todos los defensores sinceros de la democracia europea", ha denunciado la portavoz del grupo de los Verdes, Eva Joly.
Joly ha señalado que la principal diferencia entre una comisión de investigación y una "comisión especial" es que la primera puede exigir a los Estados miembros que hagan públicos determinados documentos, algo que considera imprescindible para esclarecer las prácticas fiscales agresivas de los Estados miembros.
Frente al enfado de los Verdes, los populares, socialistas y liberales europeos se han congratulado por la decisión de la conferencia de presidentes.
"La comisión especial es una gran oportunidad para construir una verdadera unión fiscal que acabe con la elusión de impuestos, los privilegios y los paraísos fiscales", ha declarado el secretario general de la delegación del PSOE en la Eurocámara, Sergio Gutiérrez, en un comunicado.