Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Liberbank se desploma casi un 14% en Bolsa tras el rebote del lunes

Las acciones de Liberbank han sufrido este martes un retroceso de casi el 14% en Bolsa después de haberse impulsado el lunes como consecuencia de la prohibición por parte de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de las posiciones cortas sobre la entidad durante un mes.
Concretamente, los títulos de la entidad, que cotiza en el mercado continuo, se han desplomado un 13,85%, hasta los 0,827 euros por acción. El lunes, el banco subió un 41,2% tras acumular diez sesiones a la baja, con caídas especialmente pronunciadas los pasados jueves y viernes.
El supervisor de los mercados decidió el lunes establecer una prohibición a las posiciones bajistas sobre acciones de la entidad, dado que su acción se había visto afectada por fuertes descensos y una alta volatilidad en un contexto sin informaciones negativas difundidas por la entidad ni pendientes de difundir.
Para tomar esta decisión, la CNMV evaluó todas las circunstancias concurrentes y, en particular, la evolución durante los días previos de la cotización de Liberbank y la "muy probable" relación de esa evolución con la actuación de resolución decidida por la Junta Única de Resolución (JUR) el pasado 7 de junio con respecto a Popular.
En este contexto, este martes el segundo accionista de la entidad, la firma de capital riesgo británica Oceanwood Capital Management, ha incrementado su participación en Liberbank hasta el 12,088% desde el 10,601% anterior.
Por otra parte, el presidente del supervisor, Sebastián Albella, ha manifestado este martes que era "muy adecuado" atajar las posiciones cortas en Liberbank "debido a la ausencia de informaciones negativas sobre la entidad", mientras que la misma actuación "no hubiera sido adecuada" en el caso de Popular, porque su situación "estaba muy relacionada con la percepción que el mercado tenía sobre la entidad".